Opinión / Columna
 
Derecho Familiar 
Julián Güitrón Fuentevilla 
Sucesión legítima y testamentaria de cónyuges y concubinos
Organización Editorial Mexicana
18 de marzo de 2012

  VEA Y ESCUCHE A LA DRA. LEOBA CASTAÑEDA RIVAS,

EN EL CANAL JUDICIAL, ASPIRANTE A LA DIRECCIÓN

DE LA FACULTAD DE DERECHO DE LA UNAM



* Introducción

Todos los temas relacionados con el Derecho Familiar Patrimonial, conocido tradicionalmente como Sucesorio, Hereditario de las Sucesiones y otros calificativos, resultan siempre interesantes porque cuando una persona fallece, sus bienes, pocos o muchos, derechos que no se acaban con su muerte, obligaciones o la imposición de deberes que hay que cumplir, para tener derecho a la herencia, se enfrenta a una realidad, que la ley regula, si se ha tenido la atingencia de otorgar un testamento, de los ocho que regula el Código Civil para el Distrito Federal o en última instancia, cuando hay esta omisión y la norma jurídica se impone a aquella voluntad que no se expresó y en consecuencia, surge una regla elemental que determina, que los parientes más próximos en grado, eliminan a los más lejanos, respecto a su derecho a la herencia; a la cual se le denomina intestamentaria, "ab intestato" o legítima, trae como consecuencia que ante la omisión del dueño de los bienes, como ya dijimos, sea la ley la que supla ese vacío legal. En este artículo y en el Programa que usted podrá ver en la televisión en el Canal Judicial, el lunes 19 de marzo de las 8:00 a las 9:00 horas o de las 20:00 a las 21:00 horas y el sábado 24, de las 19:00 a las 20:00 horas, escuchará las diferentes reflexiones, opiniones, invocación de normas jurídicas, situaciones de hecho y otras semejantes, en cuanto al tema citado y específicamente para hablar de la sucesión legítima y de la testamentaria de cónyuges y concubinos.



* Sucesión legítima de cónyuges y concubinos

Como es del dominio público, el Distrito Federal regula en la actualidad el matrimonio de personas del mismo o diferente sexo y lo mismo ocurre con el concubinato. Lo interesante es que la primera hipótesis es un acto jurídico, donde los cónyuges han manifestado su voluntad para celebrar el matrimonio y la ley en materia sucesoria, cuando como dijimos, no hay testamento, ordena el reparto de los bienes.



* El concubinato es un hecho jurídico

Lo interesante es que si bien es cierto que el concubinato es un hecho jurídico, también produce consecuencias de Derecho y en el caso específico, iguales a las de los cónyuges. Debe quedar clara la hipótesis de que en este caso no hay testamento, trátese de cónyuges o concubinos y que los bienes no pueden quedarse sin un dueño cierto y conocido, por lo que la ley ordena y suple la voluntad de quien no otorgó esa declaración testamentaria.



* Aplicación de las mismas reglas en la sucesión legítima

Curiosamente, a pesar de que la naturaleza jurídica del matrimonio y del concubinato, es diferente las reglas que se aplican a la sucesión legítima de unos y otros, son las mismas, a condición de que en la última hipótesis, se acredite fehacientemente, la figura del concubinato. Que dicho sea de paso, exige que ambos concubinos o concubinas, o uno y otra, sean solteros, que hayan vivido bajo el mismo techo cuando menos dos años y que eso haya durado el estatus mencionado o que en ese lapso hubieren tenido un hijo en común, lo que origina que ya no se exijan los dos años.



* Artículo 1635 del Código Civil

Por la trascendencia de estas normas que se van a aplicar a cónyuges y concubinos, vamos a transcribir para nuestros distinguidos lectores, sobretodo para tener la letra precisa y exacta de la ley, lo que al respecto ordena el artículo 1635 del cuerpo normativo civil, vigente en el Distrito Federal, que a la letra dice: "La concubina y el concubinario tienen derecho a heredarse recíprocamente, aplicándose las disposiciones relativas a la sucesión del cónyuge, siempre que reúnan los requisitos a que se refiere el Capítulo XI del Título Quinto del Libro Primero de este Código".



* Reglas de los cónyuges aplicables a los concubinos

Por otro lado, debemos expresar claramente, que las hipótesis que mencionaremos a continuación, con toda claridad, se refieren a los cónyuges, a los casados, no a los concubinos; empero, como la ley ordena que esas mismas normas, esas reglas, sean aplicadas a los concubinos, resulta que desde el primer supuesto, cuando la ley dice: "El cónyuge que sobre vive....". Debe entenderse como el concubino que sobrevive y la letra de la ley continúa otros supuestos; verbigracia, darle al cónyuge o la cónyuge, al concubino o concubina, el tratamiento de un hijo; es decir, en una "capitis diminutio máxima", reduce a la esposa o a la concubina, en su caso, al margen de lo que hubiere hecho en el matrimonio o lo que hubieren durado una u otra figura, a recibir la porción hereditaria de un hijo, siempre y cuando carezca de bienes o los que tenga cuando murió el autor o autora de ellos, no sean suficientes, para igualar lo que a cada hijo debería corresponder; incluso, agrega la hipótesis que eso mismo ocurrirá si asiste con hijos adoptivos del autor de la herencia, para recibirlos.



* Orden público

Verán ustedes, distinguidos lectores, que así van las otras hipótesis, y si hacen un ejercicio de lo que se va a transcribir a continuación y cambian la palabra cónyuge por concubino, les va a resultar una curiosidad legal, impuesta por el Derecho, porque aquí viene a colocación un argumento que consiste en aplicación de la ley atendiendo a lo que es el orden público para el Derecho Familiar y de ahí, como les dijimos antes, usted ve el Programa de Derecho Familiar multicitado, que se transmite por Cablevisión 112, Sky 639, Dish 731 y a nivel internacional por www.scjn.gob.mx le resultará muy atractivo escuchar a la Dra. Castañeda, directora del Seminario de Derecho Civil de la Facultad de Derecho de la UNAM, profesora de Derecho Civil y Familiar en la misma institución y actualmente candidata a ocupar la Dirección de la institución mencionada, que como ustedes lo saben, es la más prestigiada de América Latina, podrán ver, escuchar y aprender lo que les interese de la sucesión legítima, derivada del concubinato. Por ello, citamos los preceptos mencionados. En esencia, ordenan lo siguiente:

"Artículo 1624. El cónyuge que sobrevive, concurriendo con descendientes, tendrá el derecho de un hijo, si carece de bienes o los que tiene al morir el autor de la sucesión, no igualan a la porción que a cada hijo debe corresponder. Lo mismo se observará si concurre con hijos adoptivos del autor de la herencia.

Artículo 1625. En el primer caso del artículo anterior, el cónyuge recibirá íntegra la porción señalada; en el segundo, sólo tendrá derecho de recibir lo que baste para igualar sus bienes con la porción mencionada.

Artículo 1626. Si el cónyuge que sobrevive concurre con ascendientes, la herencia se dividirá en dos partes iguales, de las cuales una se aplicará al cónyuge y la otra a los ascendientes.

Artículo 1627. Concurriendo el cónyuge con uno o más hermanos del autor de la sucesión, tendrá dos tercios de la herencia, y el tercio restante se aplicará al hermano o se dividirá por partes iguales entre los hermanos.

Artículo 1628. El cónyuge recibirá las porciones que le correspondan conforme a los dos artículos anteriores, aunque tenga bienes propios.

Artículo 1629. A falta de descendientes, ascendientes y hermanos, el cónyuge sucederá en todos los bienes".



* Sucesión testamentaria

En este caso, se debe hacer una abstracción del tema, porque es tan amplio, que será la voluntad del testador, el que determine el destino de sus bienes. Llevada al supuesto de cónyuges o concubinos, estas figuras no contarán, sino que prevalecerá la voluntad de quien y le sugerimos atentamente que así lo haga, otorgue un testamento público abierto, que además estamos en una temporada que a las personas de la tercera edad, les cuesta sólo cuatrocientos pesos, otorgar el testamento mencionado. Al respecto, si a usted le interesa esta información, diríjase al Colegio de Notarios del Distrito Federal, y ahí se les proporcionará la información necesaria. Para completar nuestra orientación, debemos agregar, que en la sucesión testamentaria, lo que prevalece por encima de cónyuges, concubinos, parientes, hijos, ascendientes, descendientes y otros, es la voluntad del testador. Sin embargo, usted hoy tiene la información que le permitirá tomar la mejor decisión y sobretodo valuar las consecuencias que tendrá en su familia, no expresar su última voluntad en un testamento público abierto.



* Vea y escuche a la Dra. Leoba Castañeda Rivas, en el Canal Judicial

En los días, horarios y canales mencionados, ustedes podrán ver y escuchar a la Dra. Leoba Castañeda Rivas, disertar sobre esta problemática, dando respuestas adecuadas, ampliándolas a otras materias, por ejemplo, si es complicado testar, se define el concubinato, nos referimos a la figura del albacea, que sea uno u otro juicio, deben tener uno; se amplía la hipótesis, si en su caso la esposa y la concubina, tienen el mismo derecho a heredar y si es la asistencia pública la que se queda con la herencia en un intestado; agregando supuestos, como que los notarios tienen prohibido heredar los bienes de sus clientes y las diferencias entre formas y solemnidad en los testamentos del Distrito Federal y si se puede tramitar ante un fedatario público, un juicio testamentario o intestamentario. Seguramente, le resultará a usted, distinguido lector, muy interesante, escuchar los supuestos anteriores, que mueven a reflexión, que motivan la responsabilidad y que sobretodo a que se preocupe usted más por su familia en vida que cuando haya desaparecido de la faz de la tierra. Entre otras cuestiones, aquí planteamos parte del interrogatorio que sugerimos en nuestra claridad de conductor y responsable del Programa, a la Dra. Castañeda Rivas.



* Cuestionamientos

¿Cuánto cuesta un testamento? ¿Es complicado testar? ¿Se puede heredar en la sociedad conyugal? ¿Tiene derecho a heredar la concubina? ¿Qué es el concubinato? ¿Existe el testamento conyugal? ¿Cuál es la importancia del albacea en un juicio testamentario o intestado? ¿Tienen la esposa y la concubina el mismo derecho a heredar? ¿Qué efectos produce el testamento? ¿Quién se queda con la herencia en un intestado? ¿Pueden heredar los notarios los bienes de sus clientes y los testigos? ¿Son formales o solemnes los testamentos en el Distrito Federal? ¿Puede un notario público tramitar un juicio testamentario o intestado?
 
Columnas anteriores
Columnas anteriores
Cartones
Columnas