Finanzas
Aprueban ley que regula cajas de ahorro
Acuerdan en el Senado que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) podrá amonestar y sancionar a cooperativas. Foto: El Sol de México
Organización Editorial Mexicana
16 de abril de 2009

Carlos Acosta / El Sol de México

Ciudad de México.- El Senado aprobó la Ley para Regular las Actividades de las Sociedades Cooperativas de Ahorro y Préstamo, la cual pretende combatir la usura de esas instancias, promover sus actividades y operaciones, así como proteger los intereses de los socios ahorradores.

También establece un régimen de delitos, sanciones y notificaciones, al tiempo que otorga a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) la facultad de amonestar y sancionar a dichas cooperativas y cajas de ahorro populares en caso de anomalías.

Luego de que fue rechazado una moción suspensiva al dictamen bajo el argumento de que no se había entrado al fondo del asunto, el pleno avaló la nueva ley con 78 votos a favor y dos en contra, así como reformas a la Ley General de Sociedades Cooperativas, Ley de Ahorro y Crédito Popular, de la CNBV y de la Ley de Instituciones de Crédito.

Al fundamentar el dictamen, el presidente de la Comisión de Economía, Jorge Ocejo Moreno, explicó que con ello se reconoce la naturaleza y forma de organización de las sociedades cooperativas de ahorro y préstamo como sociedades sin fines de lucro e integrantes del sector social de la economía.

Indicó que este nuevo marco legal, es resultado de cerca de un proceso de dos años de análisis, estudio y consulta, en el cual participaron diferentes actores involucrados en el tema: organizaciones de sociedades cooperativas de ahorro y préstamo, senadores, diputados y autoridades financieras.

El documento menciona que todas las sociedades cooperativas que ofrecen servicios de ahorro y préstamo, independientemente de su tamaño o ubicación geográfica, deberán registrarse en un plazo no mayor a 180 días naturales, y podrán seguir operando, excepto las que tengan activos inferiores a 2.5 millones de UDIS.

Las sociedades con activos superiores a 2.5 millones de UDIS, deberán solicitar su autorización ante la CNBV para realizar o continuar operando en términos de esta Ley, y establece el Fondo de Protección del Ahorro Cooperativo (fideicomiso privado), que administrará el seguro de depósitos de dicho fondo. Puntualiza que las sociedades cooperativas de ahorro y préstamo, sus federaciones y confederación, se rigen por la Ley General de Sociedades Cooperativas.

En cuanto a las reformas a la Ley de Ahorro y Crédito Popular, mejoran y simplifican la regulación de las sociedades financieras populares; establecen las bases para la organización financiera del sector rural al reconocer nuevas figuras asociativas o las sociedades financieras comunitarias, y los organismos de integración financiera rural.

Por su parte, la reforma a la Ley de Instituciones de Crédito autoriza a las sociedades cooperativas de ahorro y préstamo para captar y colocar recursos entre sus socios. Esta excepción se establece en términos distintos a las instituciones de crédito y de demás intermediarios financieros.