México
Cae Ricardo Reza, líder de plagiarios en Acapulco
En conferencia de prensa, Eduardo Sánchez, subsecretario de Segob, y Vidal Diazleal, titular de la Policía Federal y Ministerial de la PGR, anunciaron la captura.
Organización Editorial Mexicana
24 de febrero de 2013


Guillermo Ríos/El Sol de México

Ciudad de México.- La Policía Federal Ministerial desarticuló una peligrosa banda de secuestradores integrada por 15 personas, dos de ellas prófugas, que operaban en Acapulco, Guerrero, y que estaba encabezada por Ricardo Reza García, "un peligroso delincuente que generaba mucha violencia en el puerto", informó Vidal Díazleal Ochoa, comisario de la Policía Federal Ministerial.

En conferencia de prensa ofrecida en la Secretaría de Gobernación, en la que estuvo acompañado por Eduardo Sánchez, subsecretario de Normatividad de Medios, Vidal Díazleal Ochoa, dijo que gracias a diversas denuncias ciudadanas y al trabajo de inteligencia criminal realizado en forma conjunta con las instancias que conforman el Sistema Nacional de Seguridad Pública y las autoridades de Guerrero, lograron la aprehensión de los presuntos responsables de diversos delitos cometidos en la ciudad porteña.

Detalló que el viernes fue detenido Ricardo Reza García, jefe de la banda, el cual está relacionado con el secuestro de cinco personas ocurrido el pasado mes de enero.

Dijo que dicho sujeto, añadió, se le vincula como uno de los responsables de la generación de violencia en el municipio de Acapulco.

Explicó que el 4 de enero por la tarde en una estación de servicio, la banda criminal secuestró a cinco personas, tres de ellas menores de edad, a quienes mantuvieron cautivos en una casa de seguridad en dicho municipio.

Al hacer una exposición gráfica y anticipar que no habría preguntas de los representantes de los medios, Vidal Díazleal, dijo que al día siguiente del secuestro de las cinco personas, una mujer integrante de la banda, la cual se encuentra prófuga, fue captada por las cámaras de seguridad de una tienda de conveniencia, al momento de realizar algunas compras y retirar dinero de un cajero.

Indicó que al ser ubicada la casa de seguridad donde mantenían secuestradas a sus víctimas, la Policía Federal descubrió en el patio trasero del inmueble los cuerpos de las dos personas adultas que habían secuestrado el 4 de enero del año en curso y se descubrió cuatro osamentas más, probablemente de otras víctimas de sus fechorías.

Por su parte, Eduardo Sánchez, subsecretario de Normatividad de Medios, de Gobernación, resaltó que la presentación de las fotografías de los presuntos delincuentes es para que las víctimas los identifiquen y denuncien al número telefónico 01 800 00 85 400 de la Procuraduría General de la República.

"Cuando la ciudadanía confía en sus autoridades y éstas responden a esta confianza, con resultados concretos, se construye una alianza de éxito que nos llevará necesariamente a lograr un México en Paz", finalizó.