México
Municipios de mayor marginación en México, similares a africanos
Aunado a todos los problemas y carencias que enfrentan los habitantes más pobres del país, se suma la violencia y la delincuencia los rondan. / Foto: Archivo / El Sol de México
Notas relacionadas
Notas relacionadas
Organización Editorial Mexicana
21 de mayo de 2012

(Segunda y última parte)

Nidia Márín / El Sol de México

El Índice de Desarrollo Humano en los municipios de mayor marginación en México, cuya calidad de vida en algunos casos es similar a las condiciones sociales de países africanos, impone retos: contrarrestar la deficiencia en los servicios básicos de la vivienda, aumentar la calidad en la construcción de los hogares, reducir el número de personas sin acceso a los servicios de salud y mejorar la cobertura educativa.

Sin embargo, es necesario en el futuro cercano tener en cuenta la problemática derivada de la existencia de un alto número de homicidios en algunas demarcaciones de alta pobreza y poca población, además de que los golpes y las lesiones son el delito más común, ello puede ser un indicador de conflictos sociales. A ello deben añadirse los hechos ilícitos con armas de fuego, considerados "importantes", así como la incidencia en ilícitos relacionados con narcóticos.

Sucede que no obstante las acciones de diversa índole rumbo a una mejor calidad de vida en los 125 municipios con bajo Índice de Desarrollo Humano, no se han puesto en marcha programas específicos para disminuir los delitos o prevenir la violencia en las demarcaciones con alta incidencia y pobreza, entre ellos varios municipios del estado de Guerrero; Mezquital, Durango y Del Nayar, Nayarit.

Ello está asentado en el documento de trabajo "Incidencia delictiva en los municipios más marginados del país", elaborado en el Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública (CESOP), por Juan Pablo Aguirre Quezada.

En su texto, refiere respecto de Chiapas, que la medición de Coneval señala que seis de los diez municipios con mayor porcentaje de población en pobreza a escala nacional se localizan en la entidad, los cuales están integrados en la estrategia 100X100.

Y resalta que 21 municipios de la entidad del total incluidos en tal programa federal, tienen más de 90 por ciento de su población en situación de pobreza. También hace notar la rama donde se ubican las menores proporciones de rezago: los servicios de salud. Sólo en tres casos, explica, alcanzó a más de la mitad de los habitantes de la jurisdicción (Chamula, 50.8 por ciento; San Juan Cancuc, 62.0 por ciento; y Amatenango del Valle, 82.4 por ciento).

En rezago educativo, ocho de las 21 demarcaciones presentan porcentajes superiores a 50 por ciento, pero inferiores a 56 por ciento en todos los casos. Además, 15 de tales jurisdicciones tienen más de 90 por ciento de su población con carestía de servicios básicos en vivienda.

Guerrero "no canta nada bien", si se toma en cuenta que los municipios de ese estado que participan en la estrategia cuentan, por lo menos, con cuatro de cinco personas en situación de pobreza.

"En los municipios analizados del estado de Guerrero sólo en dos de 20 (Alcozauca de Guerrero y Cochoapa el Grande) tienen más de la mitad de su población con rezago educativo; y el acceso a los servicios de salud no está al alcance de la mayoría de los habitantes de seis demarcaciones. Sin embargo, esta carencia es muy alta en las jurisdicciones de Zapotitlán Tablas, (95 por ciento); Tlacoapa, (94.3 por ciento); Cochoapa el Grande (87.1), y Atlamajalcingo del Monte (85.4 por ciento)."

El investigador comenta una carencia importante en la entidad es la población con rezago: el acceso a los servicios básicos en la vivienda; carencia que supera 90 por ciento de los habitantes de 12 municipios.

De Puebla dice que los nueve municipios integrantes de la estrategia tienen un indicador de población en situación de pobreza que se ubica entre 86 a 94 por ciento.

Otro porcentaje alto, agrega, es el respectivo a la población con rezago en acceso a los servicios básicos en la vivienda que, con la excepción de San Felipe Tepatlán, afectan a más de tres de cuatro habitantes.



w ¿Y qué hay de

la delincuencia?

De acuerdo con el rubro "Incidencia delictiva en los 125 municipios con menor IDH", ante todo el estudioso menciona lo que establece el artículo dos de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos respecto del marco normativo que deberán aplicar los municipios indígenas que se rigen por usos y costumbres, siempre en apego a la Carta Magna: "respetando las garantías individuales, los derechos humanos y la dignidad e integridad de las mujeres."

Y hace énfasis en que 30 municipios del estado de Oaxaca (más de la mitad estatal de las demarcaciones incluidas por menor IDH en el programa gubernamental) son gobernados bajo el tipo de usos y costumbres.

Otorga la cifra total de los 125 municipios en cuanto al periodo 2007-2010: los presuntos delincuentes o presuntos sentenciados del fuero común ascendieron a 1,597.

Asimismo, aunque Oaxaca es la entidad que tiene más municipios participantes en tal programa, con un total de 58, es Guerrero el estado que registró más presuntos delincuentes del fuero común en dicho lapso.

También comenta que en el 2000 únicamente dos de los 125 municipios incluidos en la mencionada acción gubernamental reportaron a presuntos delincuentes del fuero común. "Sin embargo -precisa-, las demarcaciones que registraron procesados en 2010 eran 86".

Y algo importante... "El número de delitos por el cual fueron acusados los presuntos delincuentes de los 125 municipios marginados de la estrategia 100X100 tuvo un incremento entre 2007 y 2010 con una mayor incidencia en 2008."

Los delitos del fuero común con mayor frecuencia fueron: golpes y lesiones, robo y violación.

Por cuanto a los homicidios, en el 2010 los 125 municipios registraron 278, pero en menos de la mitad de las demarcaciones, es decir, en 62, hubo asesinatos, distribuidos en 26 municipios de Oaxaca, 20 de Guerrero, 5 de Chiapas, 5 de Puebla, 4 de Veracruz, uno de Durango y uno de Nayarit.

Al desglosar la cifra puntualiza: 256 hombres (89.2 por ciento), 21 mujeres (7.55 por ciento) y un caso no especificado (0.36 por ciento).

Los municipios de Guerrero fueron los que registraron mayor número de homicidios (143), seguido de Oaxaca (62). "En contraste, los estrados de Veracruz (7) y Chiapas (6) fueron los que menos casos tuvieron", precisa.

Un planteamiento más del estudio es sobre la tasa de homicidios respecto a la población de los municipios integrantes por cada estado de la estrategia. Durango (112.54), Nayarit (90.73) y Guerrero (34.71) tienen los indicadores más altos por cada 100 mil habitantes en 2010. Por el contrario, Veracruz (3.45) y Chiapas (1.19) registraron los más bajos.



w Delitos federales

tierra adentro

Acerca de los delitos del fuero federal, la explicación es que en 2007-2010 los municipios del programa tuvieron 709 presuntos delincuentes del fuero federal, de los cuales más de la mitad eran de municipios del estado de Guerrero.

En ese tipo de fuero, el número de delitos tuvo un aumento de 2007 a 2009, tendencia que se revirtió en 2010 con 200 denuncias, cifra mayor a la registrada en 2007.

La mayor incidencia fue: actos ilícitos con armas (426), narcóticos (293) y lesiones (19), cometidos en los estados de Guerrero, Durango y Chiapas entre 2007 y 2010.

Asimismo las demarcaciones donde fueron más frecuentes en tal periodo son: Mezquital, Durango, 126; General Heliodoro Castillo, Guerrero, 126; Chenalhó, Chiapas, 75; Del Nayar, Nayarit, 62; y San Miguel Totolapan, Guerrero, 46. En éstos se concentró 53 por ciento de los delitos federales.

El investigador hace hincapié en que si bien algunos municipios integrantes de la estrategia muestran altos indicadores delictivos, "ninguno está considerado en el listado de municipios que reciben el Subsidio de Seguridad Pública (Subsemun) del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), atribuido a aquellos municipios con mayor incidencia".

Hace notar que ello sucede no obstante "que los 10 municipios con menor marginación a escala nacional reciben este apoyo, los cuales son considerados urbanos". Y menciona a las delegaciones Benito Juárez, Miguel Hidalgo y Coyoacán en el Distrito Federal, así como las demarcaciones de San Pedro Garza García, San Nicolás de los Garza, Guadalupe y Apodaca en Nuevo León.

Sobre el fuero común especifica: "Si bien el número de municipios que registraron presuntos delincuentes o procesados por fuero común llegó a su punto más alto en 2009, existen 12 demarcaciones (11 de Oaxaca y 1 de Puebla) que no tuvieron incidentes en 2000 y en los años de 2007 a 2010, lo que representa 9.6 por ciento del total. En contraparte, los municipios que tuvieron mayor número de acusados en el lapso 2007-2010 fueron: Del Nayar, Nayarit (183); Chilón, Chiapas, (86); Xochistlahuaca, Guerrero (68); Soteapan, Veracruz (62); y Zitala, Guerrero (53)."

Por lo que se refiere al número de presuntos delincuentes en los mencionados 125 municipios creció de 106 casos en 2007 a 627 en 2009. Aunque el número de procesados bajó en 2010 respecto del año anterior (560), es mayor que en 2008 (304).

Y en todos los estados creció el número de acusados, de 2007 en adelante. Veracruz tuvo un ascenso constante, por lo que no disminuyó la cantidad en 2010 como sucedió en las otras demarcaciones. Además, Chiapas, Durango, Nayarit y Puebla registraron su mayor incremento en 2007. Por su parte, Guerrero y Oaxaca tuvieron más procesados en 2009.