Cinematografía
"Bastardos sin Gloria"
Organización Editorial Mexicana
19 de octubre de 2009


Ciudad de México.- El que alguna vez fue considerado el "enfant terrible" gringo, Quentin Tarantino, está de regreso! Esto gracias a su cinta Bastardos sin Gloria, con la que simplemente afianza su carrera que si bien no tiene un gran número de producciones como director, ha colocado gran parte de sus cintas como no sólo como filmes de culto, sino como grandes clásicos de la cinematografía mundial.

Bastardos sin Gloria (Inglourious Basterds) cuenta la historia del teniente Aldo Raine (Brad Pitt), quien organiza un grupo de soldados para tomar brutales y rápidas represalias contra los alemanes nazis que matan y capturan judíos durante la Segunda Guerra Mundial. Este grupo, conocidos por el enemigo como Los Bastardos, colabora con una agente secreta que trabaja para los aliados (Diane Kruger), con el fin de llevar a cabo una misión que hará caer a los líderes del Tercer Reich. Mientras que otro atentado contra los mismos líderes es planeado por una sobreviviente judía que trata de vengar la muerte de su familia (Mélanie Laurent) a manos del Coronel Hans Landa (Christoph Waltz).

Definitivamente no es el mejor trabajo de Tarantino, pero eso no significa que sea un mal trabajo para nada ni que desmerezca en ningún momento, ya que los fans del director podrán apreciar en la pantalla elementos clásicos de su filmografía como la banda sonora al más puro estilo de las películas de serie B y los particulares personajes de los cuales está llena la misma. En resumen, humor negro y sangre al más puro estilo de uno de los creadores más importantes del cine contemporáneo.

El cast es una de las sorpresas que ofrece este filme, ya que por estar ambientado en la Europa de los años 40 ofrece una gran variedad de actores del viejo continente como Diane Kruger (que ya tiene una carrera medio importante en Hollywood), Daniel Brül (¡Ádios a Lenin!), Mélanie Laurent (Paris), y un actor de origen austríaco que no tenía el enorme placer de conocer: Christoph Waltz, quien interpreta al coronel Hans Landa. Brillar al lado de una de las máximas estrellas que ha generado Hollywood (osea Brad Pitt) no es un trabajo nada fácil, y no sólo brilla, sino que le roba la película a base de una de las mejores actuaciones que he visto en cine desde hace tiempo. Sencillamente magnifico.

Las presentaciones tipo cómic o película de artes marciales chafa de algunos de los personajes simplemente no me gustaron, ya que me parecen muy poco funcionales para la trama, o mejor dicho, no tienen nada que ver con el corte de la película. Sí, ya sé que Tarantino siempre se sale de todas las convenciones, etc. y seguramente muchos correos me llegarán mentándomela por atreverme a criticar su estilo, pero definitivamente creo que no viene al caso en esta ocasión. Que lo hiciera en Kill Bill va más que perfecto, pero aquí puedo haber buscado una mejor forma de resolver estas introducciones a los personajes.

En fin, la película es muy recomendable. Tal vez los espectadores un poco susceptibles puedan hacer caras en algunas escenas, pero si mi abuelo no tuvo inconveniente en verla supongo que cualquier espectador la aguantará sin ningún problema.

No se pierdan esta cinta que es en sí misma un homenaje al cine mismo, ya que Tarantino demuestra una vez más su cinefilia que siempre lo ha caracterizado a la hora de escribir los diálogos de sus películas.

elemendoza_ocesa@yahoo.com.mx