Futbol
Noe Maya Con los objetivos claros
El Sol de San Luis
14 de noviembre de 2008

Redacción / El Sol de San Luis

San Luis Potosí, San Luis Potosí.-Cuando Noé Maya se reportó en el campamento de los Gladiadores del San Luis al iniciar esta temporada, los aficionados no se sorprendieron, se trata de un jugador identificado con los colores de la escuadra local, a quien además se le siguieron los pasos durante su estancia en la Primera División A.

Maya, un chamaco joven y con mucho futuro en el futbol profesional, trabaja incansablemente en la escuadra potosina, quiere un lugar en el primer equipo y no descansará hasta conseguirlo.

"Me siento muy bien, a gusto con el grupo y ahora estamos trabajando para ver si otra vez me toca jugar en una liguilla?

¿Tu debutaste en Primera División con el San Luis?

"Si, fue con Carlos Reinoso ante Necaxa en Aguascalientes".

"En ese primer encuentro me fue mal pues íbamos perdiendo, solo jugué cinco minutos pero de todas maneras ya no se pudo hacer nada y perdimos".

¿Luego que pasó con tu carrera?

"Estuve en el San Luis por un año con Carlos Reinoso, luego llegó el profe Arias. Cuando el equipo calificó no pude tomar parte porque fui al torneo Toulón con la Selección y a mi regreso y luego me mandan a Ciudad Victoria a jugar un año, luego regreso con los Gladiadores y me vuelven a mandar fuera, ahora fue a Tijuana, donde estuve un año".

"Ahora que me regresaron espero quedarme aquí".

¿Ya te sientes con la madurez para jugar en Primera División?

"Si, siento que si, ahora falta que lo vea el profe y se convenza de que ya estoy para jugar en Primera División".

¿Has trabajado fuerte para conseguir esos objetivos?

"Si, me he puesto en la mente trabajar y tratar de ganarme un puesto para llenarle la pupila al profe, quien me dice que siga así que no baje pues estoy para jugar en cualquier lado".

¿Cuándo estabas en la Primera A, tenías la ilusión puesta en regresar?

"Mas bien tenía la ilusión de jugar, sabía que si hacia bien las cosas y ellos me veían que lo estaba haciendo bien me iban a volver a llamar como fue el caso".

¿Tuviste una buena temporada en Primera A?

"Si, estuvo buena la campaña y gracias a eso se fijaron nuevamente en mí y me regresaron".

Se supo que había varios equipos interesados en tus servicios.

"Si, afortunadamente tuve ofertas estas no solo en la Primera A sino también en la Primera Nacional, pero el San Luis es el que decide ya que son los dueños de la carta y hay que respetar la determinación que se tomó".

¿Tu objetivo está el quedarte aquí y consolidarte?

"Si, tengo muchos deseos de jugar aquí en Primera División, si no se da aquí, ya se dará en otro lado".

"Pero mientras tanto voy a dar lo mejor de mí para esperar la oportunidad".

¿Qué opinas de la temporada que ha hecho el San Luis?

"Ha sido una excelente temporada, ustedes ya lo han visto, además los compañeros se han portado muy bien".

¿El objetivo final está puesto en el título?

"Primero que nada terminar bien el torneo y luego empezar la liguilla donde definitivamente que nosotros aspiramos a conseguir el título".

¿La constancia del San Luis a qué se debe?

"La constancia del San Luis no es de ahora. De hecho que desde que llegó el profe Arias, se ha estado motivando a los chavos y se ha mantenido a un grupo que está jugando y esto les ha dado confianza pues se conoce uno más, cuando sabe como juega tu compañero y está muy compacto el equipo".

¿Qué es lo que te motiva?

"Mi familia, porque si no fuera por ello no podría encontrar una motivación más importante".

Cuando debutaste en la Primera División, tuviste la fortuna de que te acompañara tu hermano.

"Si, en esos días aquí estaba, le tocó ir al estadio y verme debutar, creo que jamás se le va a olvidar y eso espero porque fue algo muy bonito tanto para él como para mí".

¿Vienes de familia futbolista?

"Bueno sí les gusta el futbol, aunque hay ocasiones que prefieren hacer otras cosas que ver el futbol. Todos viven en la ciudad de México".

¿Cómo te ha recibido la ciudad de San Luis?

"Bueno, solo puedo decir que es una ciudad que está para vivir, no hay tráfico, tampoco hay mucho ruido puedes andar en la noche sin ningún problema".

"San Luis me gusta porque es una ciudad segura no hay mucha delincuencia como en otras partes, no se puede comparar por ejemplo con el Distrito Federal".

Por cierto que en la capital del país en una ocasión asaltaron a Noé y nos platica su experiencia:

"En una ocasión venía de entrenar y pasé a buscar unos zapatos de futbol a un tianguis y dos tipos y uno de ellos me puso un cuchillo en la espalda y me dijeron que les diera todo lo que traía".

"No era mucho, solo eran seiscientos pesos pero imagínate la impresión que uno se lleva, lo bueno es que solo se llevaron el dinero y no me hicieron nada".

¿Qué consejo les darías a los chamacos que quieren llegar a ser futbolistas?

"Si en su mente el objetivo es llegar a ser profesionales, les digo que no quiten el dedo del renglón, que sigan igual en todo momento, que nunca se desanimen y siempre busquen la superación".

"El que baja los brazos es porque de plano sabe que no va a llegar, es por ello que se requiere que se ponga todo el empeño para salir adelante y el que no los baja, por el contrario se motiva cada día más porque sabe que está cerca de cumplir ese objetivo".

Vienes del América, pero ¿Cómo llegaste?

"Un día, uno de mis amigos me dijo que en el América estaban haciendo unas pruebas. En ese tiempo jugaba en el equipo de mi barrio".

"Cuando fui a donde mi amigo me había dicho, no encontré a nadie, regresé a mi casa luego de estarlos esperando por un buen rato, me aburrí y dije, esto no es lo mío".

"Luego me volví a encontrar a mi amigo y me dijo donde se llevarían los entrenamientos y afortunadamente los encontré. Estuve entrenando con ellos una semana y después me llevaron a Coapa, ahí me vieron y enseguida me pidieron mis papeles y de ahí para acá se hizo mi carrera en el futbol profesional".

¿Quién fue el que te llevó?

"Fue el profesor "Monito" Rodríguez y mi primer entrenador fue Juan Antonio Luna".

"Mi primer equipo fue el de la 84, luego me fui a Segunda, después bajé a Tercera, pasé además por la Juvenil, donde participé en el torneo de reservas hasta los 18 años y luego me mandaron a San Luis donde estuve un tiempo en el primer equipo donde jugué algunos partidos amistosos en Estados Unidos, contra Pachuca y Chivas".

"Posteriormente cuando el San Luis descendió a Primera A y el profe Reinoso necesitaba gente me mandaron para acá y desde entonces pertenezco a esta institución".

Este es el joven Noé Maya, un muchacho agradable, con platica amena pero sobre todo que hay que resaltar en él su firme determinación de consolidarse en el primer equipo de los Gladiadores del San Luis.