Policiaca
Sangriento amanecer en Cuautla
Una nueva ejecución se registró en la ciudad de Cuautla, donde las personas ya se encuentran aterrorizadas por las acciones criminales. Foto: El Sol de Cuautla
* Asesinan sicarios a beodo sujeto fuera de conocido bar

* Los hechos en la colonia Zapata
El Sol de Cuautla
16 de agosto de 2009

Jesús Colín Tablas

Cuautla, Morelos.- Un nuevo asesinato se registró la madrugada de este sábado en la colonia Emiliano Zapata, esto fuera de un conocido bar, sitio hasta el que llegaron varios sicarios (al parecer del narco) a ejecutar al que en vida llevara el nombre de Uri Pedro Delgado Cuenca, de aproximadamente 35 años de edad, quien era vecino de la avenida Progreso número 583 de la colonia Plan de Ayala, y que había llegado a este sitio a bordo de una camioneta Hummer color negra con placas de circulación VVX-2047, al lado de la cual estos sicarios lo asesinaron ante varios testigos presenciales de los hechos luego de sacarlo de este bar donde se tomaba las del estribo.

Eran las cuatro de la mañana con 29 minutos cuando el teléfono de la Policía Municipal de Cuautla repiqueteó para escucharse del otro lado del auricular, la angustiada voz de una persona que reportaba un asesinato en la calle y colonia antes referidas, por lo cual de inmediato las unidades de la Policía Municipal arribaron a este sitio para corroborar lo dicho por la voz, quienes efectivamente encontraron a varios curiosos fuera del bar mencionado y el cuerpo sin vida de una persona que, al parecer había sido asesinada recientemente.

De inmediato se pasó el reporte a la Policía Ministerial, siendo los del grupo de homicidios así como el MP y el Servicio del Médico Forense (SEMEFO), los que arribaron a este sitio para llevar a cabo el levantamiento del cuerpo y las indagatorias preliminares a fin de iniciar la carpeta de investigación correspondiente.

En el sitio varios de los testigos presenciales informaron a las autoridades que al parecer, cuatro sujetos entraron a este negocio en el que Uri se encontraba tomando con unos amigos, mientras que otros más los esperaban en la parte de afuera, acto seguido estos tipos empezaron a golpear al ahora occiso para luego sacarlo del antro y poner a todos en el piso boca abajo, por lo que de manera inmediata los gritos solicitando auxilio por parte del finado se empezaron a escuchar para luego sonar dos detonaciones y posteriormente el rechinar de las llantas de los vehículos en los que estos sujetos se dieron a la fuga, para luego salir los asustados clientes y encargados del negocio encontrando a Uri muerto en la parte de enfrente del bar, a un costado de su camioneta.

Una versión no oficial asegura que el acribillado tenía nexos con el narcotráfico, pues al parecer vendía de manera directa estupefacientes, aunque éstas aseveraciones deberán ser aclaradas por la autoridad competente.

Así es que finalmente una nueva ejecución se registró en la ciudad de Cuautla, en donde las personas ya se encuentran aterrorizadas por las acciones criminales que se han desatado, y que provocan que la gente tenga miedo de salir a la calle.