Celaya
Evaluarán valor proteínico de la semilla Chan
El Chan es un seudo-cereal con diversas propiedades nutraceúticas.
El Sol del Bajío
7 de mayo de 2009

Ariana Acevedo



El Instituto Tecnológico de Roque participará en el 6º Verano Estatal de Investigación con un proyecto de agronomía para evaluar las fracciones proteícas de la semilla Chan, un cultivo prehispánico que no ha sido explotado en el país y que cuenta con una alta calidad en proteínas, además de diversas propiedades nutracéuticas, aseguró el doctor César Aguirre Mancilla, investigador del ITR.

Se tienen 12 proyectos apoyados por el Consejo de Ciencia y Tecnología del Estado de Guanajuato (Concyteg) para participar en ese Verano de Investigación, entre ellos el proyecto de "Evaluación electroforética de fracciones proteícas prolamina y gluteuina de la semilla Chan (Hyptis suaveolens)", a cargo del doctor Aguirre Mancilla.

El objetivo de este proyecto es decifrar el contenido proteico de la semilla de Chan para saber su potencial nurtricional.

El Chan es una semilla utilizada en épocas prehispánicas, que fueron inhibidas en la conquista por ser relacionadas con ídolos y ritos, así que quedaron en el olvido y pocos pueblos en el país la conservan.

Esta semilla ha sido poco estudiada, sin embargo, los pocos estudios que se tienen muestran que cuenta con algunas cualidades que la hacen un producto factible para la alimentación, tales como la calidad de las proteínas que incluso es mayor a la de otros cultivos.

Asimismo, regula la actividad digestiva, tiene propiedades antidiabéticas, es baja en colesterol; en sus genes se han encontrado actividades anticancerígenas y por ello es considerada una semilla con propiedades nutracéuticas.

Además el Chan contiene proteínas, aminoácidos esenciales, fibra dietética y otros elementos recomendados por la Organización Mundial de la Salud.

Es considerada como un seudo-cereal, que por su falta de domesticación tiene propiedades que no han sido exploradas, por ejemplo, se notado que en su proceso de germinación no permite que crezcan hongos y bacterias a su alrededor.

En el proceso de investigación se separan las fracciones de las proteínas para saber cual es la responsable de las cualidades benéficas, de esta manera, se pueden extraer las fracciones y enriquecer otros cultivos con proteínas naturales.

Posteriormente si se identifican las proteínas, se pueden identificar los genes también, aislarlos y transferir la información a otros cultivos para mejorarlos, explicó el responsable del proyecto.

Los costos de producción sería similar a la de otros cultivos si se utilizara la planta como alimento, el problema es que la gente no la conoce y no está acostumbrada.

En México el Chan está presente en Nayarit, Jalisco, Colima y Guerrero, principalmente en la parte costera, sin embargo, esta planta puede adaptarse a la región.

Mediante este proyecto también se pretende dar a conocer la semilla y sus atributos para influir en el pueblo y provocar la diversificación de la alimentación, además de que se interesen en las propiedades nutricionales e incluso medicinales.

"Es una semilla mexicana y somos nosotros quienes deberíamos ser los pioneros para darla a conocer al mundo", señaló el investigador comentando que en Argentina y el norte de Estados Unidos ya hay interés por explotarla comercialmente, "nos preocupa que se aprecie más en otros países", dijo.

Este proyecto de investigación comenzará el 22 de junio exactamente en el Verano Estatal de Investigación y se espera que los resultados se puedan dar a conocer en el mes de agosto, en un congreso organizado por el Concyteg.

Aunado a este, el ITR iniciará un proyecto de clonación del gen de esta semilla, que es un trabajo de tesis apoyado también por el Concyteg y se espera que esté finalizado a mediados del 2010.