La Paz
Juicios orales en 2009: Bello Sosa
El magistrado presidente del TSJE, Ignacio Bello Sosa, dio a conocer que se propuso implementar en BCS el proyecto de un Código Penal único. Foto: Julián García / El Sudcaliforniano
El Sudcaliforniano
4 de julio de 2008

Minerva Simeón

La Paz, Baja California Sur.- La implementación de los juicios orales en Baja California Sur depende de un asunto presupuestal, determinó ayer el magistrado presidente del Tribunal Superior de Justicia del Estado, Ignacio Bello Sosa, ante empresarios socios del Centro Empresarial de la COPARMEX. Sin embargo reveló que BCS podría ser uno de los primeros estados del país en que se apliquen las reformas al sistema de justicia penal recién aprobadas por el Congreso de la Unión, que promueve la figura de los juicios orales, debido a que durante la pasada reunión de la Comisión Nacional de Tribunales(CONATRIB) se propuso a BCS para implementar aquí el proyecto de un código procesal único para toda la República.

"La aplicación de los juicios es un asunto de tipo presupuestal, el poder Judicial, electoralmente es no rentable, invierten más en obra pública que en estos órganos, descuidan el poder" dijo al contestar los cuestionamientos de los empresarios, aunque reparó en que "en este gobierno sí han habido apoyos, pero se requiere de más".

Estimó que para poner en marcha los juicios orales se requiere al menos de un 30% más del presupuesto anual que autoriza el Congreso del Estado, que actualmente es por los 90 millones de pesos.

Allí el magistrado presidente solicitó la ayuda a los representantes de la IP para exhortar a los diputados como al Ejecutivo para incrementar el presupuesto asignado al poder Judicial para que aquí a partir del próximo año, se puedan aplicar los juicios orales.

Hizo hincapié en que a pesar de que el Congreso de la Unión estableció un período de gracia de ocho años para la aplicación de la reforma judicial, el TSJ de BCS se ha empeñado en empezar a aplicarlos aquí a partir de 2009, para lo cual ha iniciado una serie de acciones preparativas como la capacitación del personal, la instrumentación de una sala oral el próximo mes y la misma gestión de mayor presupuesto; explicó que tanto la contratación de personal como las obras para la instalación de la sala se harán a raíz de ahorros administrativos, pero enfatizó que harán falta más recursos.

De implementarse los juicios orales, BCS sería uno de los primeros estados en modernizar el sistema de impartición de justicia a partir de las reformas, sólo después de los estados de Chihuahua, Nuevo León y Oaxaca, ya que actualmente 28 estados de la República continúan con el modelo mixto.

El magistrado presidente justificó que con la aplicación de un sólo código procesal se reducirá la disparidad de sanciones en los estados, mientras que con la implementación de los juicios, se garantizarán dos demandas ciudadanas: la de una impartición de justicia pronta y expedita y el combate eficaz a la impunidad; así como abatir los altos niveles de rezago y lentitud de atención de los asuntos, que generan desconfianza en el desempeño de funcionarios que imparten justicia, y en sí, modernizar el modelo actual que ya ha quedado rebasado pues consisten en una guerra de papel que no tiene acercamiento directo con el juez, las cuales representan las problemáticas actuales en el poder judicial.

De acuerdo estadísticas del Centro de Investigación para el Desarrollo, si solo del 25% de delitos que se denuncian, el 11.4% se consignan, evidencia que sólo 1.6% de los asuntos del fenómeno delictivo llega a un proceso penal, mientras que en los centros de rehabilitación el 50% de los internos se encuentran en readaptación preventiva y su mantenimiento representa cantidades millonarias al estado, aunado a que el sistema judicial del estado carece de mecanismos técnicos y personal necesario, las cuales buscar abatirse también a través de la aplicación de las reformas cuyo nuevo modelo incorpora los principios de moralidad, mediación publicidad, concentración, contradicción y economía procesal e implica dejar atrás el modelo mixto actual basado en documentación.

De ahí que el titular del poder insistió en "la obligación de que a la brevedad se instrumenten las reformas, para superar las deficiencias del proceso, que impiden a la ciudadanía recibir una justicia pronta y expedita sin necesidad de esperar a los 8 años de gracia de dicha ley".

Por su parte el presidente del Centro Empresarial de BCS, José Alonso Germán Castro, respaldó la iniciativa del poder Judicial y replanteó que la reforma judicial es uno de los rubros a los que mayor impulso ha dado en el país, por lo que garantizó que el sector patronal dará seguimiento a la petición para que los poderes Legislativo y Ejecutivo adopten la aplicación de los juicios orales.