La Paz
Ofrecen monjes tibetanos servicios espirituales con tarifas muy altas
El Sudcaliforniano
1 de junio de 2008

Gustavo Alonso Alvarez

La Paz, Baja California Sur.- Un grupo de monjes tibetanos se encuentran de gira por La Paz, lo curioso es que además del mensaje de armonía interior que profesan, ofrecen una serie de servicios con un costo económico que va desde los 250 pesos para una iniciación al budismo, algo equivalente a un bautismo, y hasta 6 mil pesos por una ceremonia de sanación de 10 personas, además pueden decirte el futuro o hacerle una limpia a tu negocio igualmente por una tarifa establecida.

Ghesse Lobsang Wangyal y Shenshup Ravgiel son monjes del monasterio Gashar Tawon Khangtsen, están en esta capital apoyados por organizaciones y ciudadanos que simpatizan con la cultura tibetana, el pasado 22 de mayo ofrecieron una ceremonia de purificación en el malecón, de forma gratuita, y la repetirán el 4 de junio, sin embargo el resto de sus oraciones tienen un costo.

El tema de la liberación del Tibet o el mensaje de Dalahi Lama no son la parte central de la visita, lo fundamental es la sanación y la atención personal a particulares y negocios.

Las tarifas de los monjes son las siguientes: por una consulta de adivinación de pasado presente o futuro son 500 pesos, el oráculo, sistema empleado por los monjes para adivinar te permite cinco preguntas, es decir 100 pesos por cada una; una purificación del karma, que evita enfermedades venideras cuesta 400 pesos por persona, y se da sólo a grupos de 10 personas; la psico sanación Tara Verde, para alejar celos y envidias cuesta 600 pesos por persona, igualmente necesitas juntar a un mínimo de 10 personas; la bendición de tu negocio por parte de un monje cuesta 2 mil pesos, la de tu casa 1 mil pesos; una limpia con incienso cuesta 300 y una iniciación al budismo 250.

Lo curioso de estas prácticas de los monjes, es que igual que los shamanes, brujos, gente que se dice tiene dones esotéricos o de sanación, también le ponen una tarifa económica, que pareciera mezclar el bienestar con un negocio.