Loreto
Qué hacer ante una persona con desmayo o sincope: Dr. Servando Leal
El Sudcaliforniano
25 de mayo de 2013

Loreto, Baja California Sur.- Continuando con el tema de primeros auxilios, el día de hoy vamos a hablar de una de las urgencias más frecuentes que ocurren en nuestro medio, como lo es el desmayo o sincope, también conocido como soponcio, a lo cual llamamos pérdida momentánea o repentina del conocimiento con una duración de menos de 2 minutos, con una recuperación espontánea. No confundirla con lipotimia, la cual es un desvanecimiento, sin pérdida de la conciencia, lo anterior, casi siempre ocasionado por la poca cantidad de sangre que llega al cerebro, sobre todo cuando la presión arterial baja en forma brusca; otras de las causales de desmayo son las bajas de azúcar y energía, sobre todo en los jóvenes de hoy en día que se someten a dietas rigurosas, y peor aun cuando practican la bulimia y la anorexia.

La insolación, los vómitos y la diarrea nos llevan a una baja de presión arterial por la deshidratación sufrida. Otras causas no menos frecuentes de pérdida del conocimiento son una impresión como cuando vemos sangre; el miedo, el estrés emocional fuerte; el estar orinando o defecando con mucho esfuerzos, al permanecer mucho tiempo de pie, un dolor intenso, al levantarnos de la cama o el sillón en forma brusca; un consumo excesivo de alcohol, drogas o una pérdida de sangre abundante, son también motivo de que lleguemos a presentar un sincope. Los síntomas que vamos a encontrar en un paciente con desmayo son palidez, sensación de mareos o pérdida del equilibrio; su piel es fría y húmeda; el pulso es débil, se presentan nauseas, flacidez muscular, debilidad general, visión borrosa y finalmente la pérdida total de la conciencia.

¿Cuáles son los primeros auxilios que vamos a dar a el paciente con sincope? -si estamos cerca del paciente y logramos ver cuando está a punto de desmayarse, tratar de detenerlo para evitar que se golpee, sobretodo en la cabeza, (más peligroso si se golpea la nuca), colocarlo de inmediato de lado(para que no se vaya a ahogar si vomita) y con los pies elevados (para que llegue más fácil la sangre al cerebro) siempre y cuando no tenga lesión de columna cervical o lumbar, si tiene duda de que haya lesión de columna apoye su cuello y espalda para mantener la cabeza y el cuerpo en la misma posición; mientras se voltea, cuidar que la columna no se mueva; si no se puede acostar, manténgalo sentado hacia adelante con la cabeza entre las rodillas y por debajo de los hombros, estas serían para usted las mismas recomendaciones si estuviera a punto de desmayarse. Una vez que el paciente se encuentre en la posición adecuada, revise las vías aéreas, y ver su tipo de respiración, checar además su circulación; manténgalo en un lugar tranquilo, fresco y bien ventilado; pregúntele su nombre, la fecha, y en qué lugar está, para valorar su estado neurológico; afloje sus prendas de vestir, sobre todo las del cuello y cintura.

Si sospecha de lesión de columna, sobre todo cuando usted le solicita que mueva los pies y las manos y no lo hace, déjelo en su lugar, si vomita, colóquelo de lado, apoyando el cuello y la espalda para mantener la cabeza y el cuerpo en la misma posición mientras se efectúa la maniobra, si despierta y su desmayo fue por falta de azúcar dele una bebida dulce, si esta inconsciente, nunca debemos de darle a tomar ningún alimento, ya que podría morir ahogado; si tuviéramos oxígeno a la mano, debemos de colocar en su nariz de 4 a 5 litros por minuto; al despertar el paciente, no permita que este se ponga de pie en forma brusca, primero siéntelo. Recuerde, a través de los primeros auxilios, lo más importante es restablecer sangre suficiente al cerebro lo más pronto posible, si después de 2 minutos no despierta, llévelo de inmediato a un servicio médico de urgencias. Le seguimos recordando la buena voluntad y el deseo de ayudar no salvan vidas, el conocimiento sí. Para finalizar, enviamos un saludo a nuestros queridos amigos de Puerto Chale, Don Eduardo Meza ("Pelón"); compadre "Petro", "Yayo", y todos los que con ellos trabajan, excelentes amigos.