Opinión / Columna
 
Crónica del Poder 
4 de enero de 2013

  CRONICA DEL PODER







A la COFRADIA DE SAN JUAN BAUTISTA, por el Premio Nacional de Ciencias y Artes a las MORISMAS DE BRACHO, el que les fue entregado por el Presidente desde el 27 de noviembre del 2 012.

IMPOTENCIAS E IMPOTENTES:

SOBRE LA CONVIVENCIA del gobernador MIGUEL ALONSO con los Magistrados del Poder Judicial que preside JUAN ANTONIO CASTAÑEDA RUIZ, se registraron dos omisiones: ahí estuvieron el exgobernador PEDRO DE LEON SANCHEZ y la expresidenta del Tribunal Superior de Justicia, LEONOR VARELA PARGA.

JOSE NARRO CESPEDES espero y espero una nueva luz que lo ilumine, y llegó con la reaparición de su cuate el enmascarado MARCOS del ejército zapatista. El líder del Frente Popular de Zacatecas y expresidente de la Comisión de Concordia y Pacificación COCOPA, pronto exigió la reanudación del diálogo del gobierno federal con los zapatistas y el cumplimiento de los Acuerdos de San Andrés Larraizar.

JOSHUA MENDOZA JASSO, presidente de la CANACINTRA Zacatecas, ejerció razonable crítica al seno del Foro Planificación de Proyectos 2 013: no vamos a permitir que el Estado regrese un centavo más a la federación. Está bien, ¿pero cómo? Que integre y presente proyectos realistas y viables. No más.

EL SUSPENSO concluye el lunes, cuando el gobernador MIGUEL ALONSO devele sin sorpresas las ratificaciones en las nuevas Secretarías que contempla la Ley Orgánica de la Administración Pública. Preocupaciones y dudas hay sobre las Secretarías del Agua y Medio Ambiente, y de la Mujer.

LA INSURGENCIA ZAPATISTA DEL 94.

El primero de enero de 1 994 estallo en Chiapas la rebelión del llamado Ejército Zapatista de Liberación Nacional. Era el primer día del Tratado de Libre Comercio. Los protagonistas centrales fueron los indígenas que movidos por los rezagos, precariedades y marginación, fueron inducidos a desafiar militarmente al Estado Mexicano. De inmediato, todas las fuerzas políticas coincidieron en rechazar la vía armada y la violencia como opción para transformar la realidad de abandono y pobreza en Chiapas.

En esos momentos electorales por la Presidencia de la República que ostentaba CARLOS SALINAS DE GORTARI, nueve candidatos presidenciales hacían campaña: LUIS DONALDO COLOSIO, por el PRI; CECILIA SOTO, del PT; MARCELA LOMBARDO, del PPS; DIEGO FERNANDEZ DE CEVALLOS, del PAN; CUAUHTEMOC CARDENAS, del PRD; JORGE GONZALEZ TORRES, del PVEM; RAFAEL AGUILAR TALAMANTES, del PFCRN; y PABLO EMILIO MADERO, del PARM.

Recordamos que a ellos se dirigió en carta abierta el priísta LUIS DONALDO COLOSIO: por encima de visiones, programas y diferencias entre cada uno de nuestros partidos, sin duda la sociedad vería como signo de madurez política el que pudiéramos expresar una posición común ante los acontecimientos en Chiapas. Los rezagos sociales a todos nos indignan, superarlos es tarea nacional prioritaria, pero solo lo podemos hacer con estabilidad y armonía.

COLOSIO resaltaba en su mensaje a los adversarios candidatos presidenciales que "ningún conflicto, ninguna diferencia, ninguna aspiración puede ser motivo para vulnerar la paz social y poner en riesgo la vida de los mexicanos. Estas expresiones se dieron a unos días de la insurgencia y hoy consideramos oportuno recordarlas ante la reaparición del movimiento zapatista para celebrar o conmemorar el 19 aniversario de su alzamiento.

¿ESCUCHARON? ¡AQUI ESTOY!

La irrupción zapatista comenzó el pasado 21 de diciembre, cuando coincidentes con el tiempo nuevo de los mayas, miles de indígenas zoques, tojolobales, choles, mames, tzeltales y tzotziles salieron de la selva para marchar en Ocosingo, San Cristóbal de las Casas, Palenque, Altamira y Las Margaritas.

Pronto se vio el enfoque mediático del comandante Marcos, quien desde las montañas hacía el pronunciamiento: ¿Escucharon? Es el sonido de su mundo derrumbándose. Es el del nuestro resurgiendo. El día que fue el día, era noche. Y noche será el día que será el día. Inspirado como siempre, pero es a los indígenas a los que más entendemos en su silencio combativo e indignado.

El acontecimiento estaba en el aire nacional y era suficiente para volver a intentar la construcción de hazañas mediáticas y ocupar los más relevantes espacios en la agenda del país. Luego vendrían las reactivaciones del primero de enero en los mismos escenarios, a los que acudieron otros grupos indígenas como los huicholes wixaritari, los amuzgos e ikoots y coras que otra vez escucharon el mensaje de su comandante: nos hicimos presentes para hacerles saber que si ellos nunca se fueron, tampoco nosotros. No es el nuestro un mensaje de resignación. No lo es de guerra, de muerte y destrucción. Nuestro mensaje es de lucha y resistencia.

AHORA SERA MARCOS POR LOPEZ.

De eso se trata, de recuperar el posicionamiento mediático, y para algunos medios, aunque sean descalificados por el encapuchado como "malos sin excepción", es la oportunidad para reconstruir otro falso heroísmo, tenerlo confrontado y mantenerlo en la agenda pública nacional.

Y es que, ANDRES LOPEZ ya dejó de ser el atractivo mediático de primer nivel y amplia cobertura. La debilidad política y su autoexclusión del nuevo pacto por México, lo tienen postrado tras la única esperanza de prevalecer como líder de su Partido Regeneración Nacional. Por eso la urgencia de rehacer los días del 94, de lanzar al aire y multiplicar las expresiones del hermano de la subsecretaria de Gobernación, PALOMA GUILLEN SANVICENTE.

RESPUESTA INMEDIATA DE VELASCO COELLO.

Sin embargo, esa disputa mediática, esa lucha por conquistar espacios de opinión e información, la tienen perdida. Ciertamente, el enmascarado conoce bien a los priístas que han recuperado el gobierno de la República, pero no son los mismos de los ochentas o noventas. Ahí mismo en Chiapas, está MANUEL VELASCO COELLO, el más joven de los gobernadores de México, quien desde su Partido Verde y en alianza con el PRI, con prudencia e inteligencia primero saludó la reaparición de los zapatistas el 21 de diciembre y ahora, él mismo demanda el cumplimiento de los Acuerdos de San Andrés Larraizar en materia de derechos y cultura indígenas firmados en el 96 con el gobierno de ERNESTO ZEDILLO.

Pero no solo eso, el joven gobernante Velasco Coello ha externado su respeto al derecho de resistencia y autodeterminación de los zapatistas, porque no es su propósito dividir a las comunidades, sino el bienestar, desarrollo y unidad de todos los pueblos indígenas chiapanecos. Ha sido clara su postura e incluso directo su mensaje al líder zapatista cuando le dice que, son los hechos programados y coherentes, y no las declaraciones dispersas, los que pueden allanar el camino a una solución justa y duradera.

LA BUSQUEDA DE REFLECTORES.

Ya lo asentamos, la intención política de fondo es otra vez rescatar del ostracismo y de la oscuridad de la selva Lacandona al Señor de Tampico y reconfigurarlo dueño de la rebeldía, la insurgencia y de la otra campaña, cuando éstos tiempos de renovación ya son de apertura, diálogo, consenso y acuerdos en la pluralidad y por México.

En su nueva irrupción, los zapatistas buscan trascender de Chiapas hasta el escenario nacional. El interés es más personal del comandante Marcos, quien apasionadamente busca los reflectores sobre él en el Palacio Legislativo y de ser posible en el Palacio Nacional. Ya sus admiradores, que no seguidores ni simpatizantes políticos, promueven la reanudación del diálogo entre el gobierno federal y los zapatistas, y la reintegración de la Comisión de Concordia y Pacificación, como si continuara la guerra del primero de enero del 94.

Así por ejemplo, legisladores del PRD y PT señalan que el Presidente ENRIQUE PEÑA NIETO está obligado a retomar el diálogo con el ejército zapatista. En cambio, en el PAN el Senador JAVIER LOZANO polemiza y declara que Marcos nada aporta en sus comunicados. Hace un juicio sumario, tanto que critica las actitudes totalitarias y arbitrarias de otros y se comporta como uno de ellos. Es una pantomima. Yo doy la cara con mis dichos y hechos. No me tengo que esconder detrás de un pasamontañas para poder defender mis dichos, así lo registró el panista exsecretario del Trabajo.

HAY POLEMICA Y DEBATE, POR LO PRONTO.

Obvio que el obispo de Saltillo RAUL VERA, está feliz y contento. Los zapatistas nos dicen que ante el fracaso del capitalismo liberal, México necesita el modelo alternativo. Urge al nuevo gobierno de la República a cumplir los Acuerdos de San Andrés y elevarlos a rango constitucional.

En otro rumbo pero con la misma gente, el todavía incipiente Movimiento 132 se manifiesta abierto a aliarse con el zapatismo marquista.

Estas respetables voces tienen pronta respuesta, ya no van a navegar solitos en la turbulencia mediática y el PRI como el PAN, han dejado en claro que la exigencia de los zapatistas de elevar a rango constitucional los derechos y cultura indígenas, ya fue atendida, por lo que el llamado que hizo el hermano de la subsecretaria de Gobernación, es improcedente, es un tema superado.

Por lo pronto, los zapatistas de MARCOS ya lograron acceder al torrente mediático y cumplir así el primer objetivo, además de producir polémica y debate en torno de su reaparición en el escenario político nacional. No más.

Eso observa la gente de Zacatecas desde la CRONICA DEL PODER.




 
Columnas anteriores
Columnas anteriores
Cartones
Columnas