Estado de México
Adulterio, causa de feminicidios en el Edomex
187 mujeres asesinadas dolosamente este año
El Sol de Toluca
18 de diciembre de 2009

Magdalena Santiago Martínez

A escasos 13 días de que concluya el año, han sido asesinadas 187 mujeres de manera dolosa en el Estado de México, sostuvo Adriana Cabrera Santana, quien refirió que varios homicidios han derivado de conductas como el adulterio, por lo que este delito no debe derogarse, aunque sí tiene que adecuarse.

La fiscal Especial de Homicidios Dolosos cometidos contra la Mujer y delitos relacionados con Violencia Familiar y Sexual, de la Procuraduría General de Justicia mexiquense, refirió que frecuentemente atienden a mujeres que manifiestan que su pareja o conyugue vive una "doble vida" o tiene otra relación, lo que genera problemas de agresión entre la pareja.

Aunque también hay mujeres que esgrimen el adulterio para obtener un beneficio de la pareja, comentó la funcionaria de la PGJEM.

Refirió que el adulterio está tipificado en el Código Penal del Estado de México como un delito, sin embargo el hecho de tener tras las rejas al padre de familia, genera mayores afectaciones de carácter psicológico y traumas para los hijos.

"Muchas veces la conducta de los hijos es el reflejo de los padres, por lo que incorporan comportamientos aprendidos que originan cierto tipo de violencia", apuntó.

Por ello consideró que esta conducta debe readecuarse y sobre todo analizar las consecuencias para ver hasta dónde llegarían las afectaciones a los hijos, su educación, sus valores y la cultura misma de la sociedad.

Asimismo, Adriana Cabrera Santana comentó que en lo que va del año, se han cometido 187 homicidios dolosos de mujeres en territorio mexiquense, lo que implica un incremento respecto del 2008, pues en el mismo periodo se tenían contabilizadas 176 muertes.

"Hay una diferencia de 11 mujeres más que han muerto este año. Sin embargo hay que considerar este número en función del aumento de la población", aseveró la fiscal.

Señaló finalmente que no ha habido ninguna variación en los comportamientos delictivos, siguen siendo casos aislados y en la mayoría de los feminicidios los homicidas han sido familiares o gente del núcleo cercano de la víctima.(Y)