Tlaxcala
Fallece un menor en el Cendi de Acuitlapilco
Personal de la Procuraduría general de Justicia traslada el cuerpo de un menor que falleció en el interior de un Cendi. Foto: Iván Venegas / El Sol de Tlaxcala
El Sol de Tlaxcala
11 de septiembre de 2008

Guadalupe P. Lima

Acuitlapilco, Tlaxcala.- El niño Santiago Cruz Tlalmis, de un año y tres meses de edad, falleció ayer por la mañana en el Centro de Desarrollo Infantil (Cendi) uno, de Acuitlapilco, al parecer por un paro respiratorio.

Sin embargo, y pese a que fueron practicadas dos necropsias, una por parte de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) y otra por iniciativa de la familia que no estaba de acuerdo con los primeros resultados, el veredicto fue en ambos casos "causa indefinida de muerte".

Ante esta situación, el corazón y los pulmones del menor fueron enviados a laboratorios especializados para realizar más estudios y determinar finalmente cuál fue la causa concreta del fallecimiento, informó a altas horas de la noche la PGJE.

Uno de los médicos legistas opinó que muy probablemente el niño pudo haberse "privado", después de que lloró por largo rato cuando su madre Gladys Marlene Tlalmis Morales lo dejó en el Centro de Desarrollo Infantil de Acuitlapilco, pero serán los estudios especializados de laboratorio los que determinen la verdadera causa de muerte.

Los hechos

Los hechos ocurrieron al filo de las 10:30 horas, cuando -según versiones- una de las educadoras se percató de que el niño, que en un principio estaba durmiendo, ya no respiraba, por lo que fue requerida la presencia de los paramédicos de la Cruz Roja a través del servicio de emergencia 066, quienes al llegar constataron que el menor ya había muerto.

De inmediato, la institución fue resguardada por policías estatales, municipales y elementos del Instituto Estatal de Protección Civil (IEPC), hasta que arribaron al plantel los familiares del menor.

La abuela de Santiago, doña Rosa Elia Morales Caballero, fue la primera en llegar al lugar de los hechos, más tarde acudió también la madre del niño, Gladys Marlene Tlalmis Morales, quienes al recibir la noticia quedaron fuertemente consternadas.

Tanto la abuela, como la madre de Santiago aseguraron que el niño era sano y que no padecía de ninguna enfermedad, por lo que el agente del ministerio público trasladó el cuerpo del menor a la Procuraduría General de Justicia del Estado para practicarle la autopsia de ley y de esta forma conocer el motivo del deceso.

Ya en la PGJE, Gladys Marlene Tlalmis reconoció el cuerpo de su hijo y mencionó que ayer a las 8:00 horas lo dejó en el Cendi número uno de Acuitlapilco, en el salón de lactantes numero tres y fue recibido por las asistentes del área.

Declaró que su hijo llegó sin ningún malestar y solo lloró cuando ella se retiró del lugar. También expresó que la persona que recibió al menor le preguntó si el niño ya caminaba y ella le respondió que sí, por lo que puso de pie a Santiago.

La madre declaró que al filo de las 12:00 horas una trabajadora social del Cendi la llamó y le informó que era urgente que se trasladara al lugar, porque algo había ocurrido con su hijo.

"De inmediato me trasladé, al llegar vi que en la calle había muchos vehículos y entre ellos del Semefo de la Procuraduría por lo que entré de inmediato buscando a mi hijo en el área de lactantes y ya no se encontraba", recordó.

Interviene la USET

El director del Cendi, Justino Cósetl Popocatl, evitó dar declaraciones sobre los hechos ocurridos en el plantel y sus asistentes sólo alcanzaron a decir que ya había salido del Cendi "y no sabemos si regresará hoy".

Por su parte, el área jurídica de la Unidad de Servicios Educativos de Tlaxcala (USET) informó que tanto el director, como el personal encargado del área de Maternal III serán suspendidos, mientras se efectúa una investigación paralela a la que ya realiza la PGJE a efecto de deslindar responsabilidades.