Tuxtla Gutiérrez
Sima de las Cotorras, belleza natural de Ocozocoautla
Sima de las Cotorras, localizada a 18 kilómetros de la cabecera municipal de Ocozocoautla.
El Aguacero y río La Venta, otros destinos turísticos de Chiapas
El Heraldo de Chiapas
11 de marzo de 2008

Beatriz Cunjamá



Ocozocoautla es conocido a nivel nacional e internacional por sus bellezas naturales así como su cultura, debido a que podemos encontrar uno de los atractivos más emblemáticos de esta localidad como la Sima de las Cotorras, que se encuentra a 18 kilómetros de ésta, o simplemente disfrutar de su carnaval zoque.

Tan sólo para esta temporada vacacional de Semana Santa, la sociedad cooperativa espera una afluencia diaria de 200 personas al sitio.

Por su parte, Bulmaro Cruz Salgado, uno de los 18 socios de la cooperativa Piedra Parada, señala que la actividad turística en la zona es intensa, pero aún hace falta reforzarla y darle mayor difusión como se hace con otras bellezas naturales.

Explica que la Sima es un hundimiento de la tierra que se abre al exterior por una boca de una profundidad de 98 metros, mientras que para tocar fondo asegura que es necesario descender 140 con un diámetro de 160.

Puntualiza que a un costado de la Sima se localiza un restaurante, desde donde se puede apreciar el gran agujero y ver salir a las cotorras en forma circular.

No obstante hay también un camino formado alrededor para ver de cerca el color verde de las aves, las cuales salen a partir de las seis de la mañana y dejan de hacerlo a las 6:30 aproximadamente.

Al fondo de la Sima, que alberga a miles de cotorras, se aprecia una selva perdida y exuberante en la cual hay árboles de chicozapote, mujú rojo, copal, higo y nanchi, mientras que su entorno es más reseco.

Cruz Salgado explica que las aves emigran en noviembre y regresan al lugar a partir del 15 de febrero, debido a que la Sima es el centro de reproducción de éstas, las cuales empiezan a partir de abril, mayo y junio a multiplicarse, por lo que, dijo, la mejor temporada para ver a las cotorras es de marzo a octubre.

En las paredes internas se pueden observar pinturas rupestres, entre las que destacan huellas de manos pintadas en colores rojo y negro, asimismo se puede practicar la observación de flora y fauna, campismo, escalada y rappel.

Para quedarse en este sitio la cooperativa del lugar cuenta con dos cabañas de cinco cuartos, las cuales se rentan, cada una, a 400 pesos el día, además de que cuenta con servicios de agua caliente y comida típica de la región.

Salvador Joaquín Santiago Gutiérrez, director de Cultura y Turismo de Ocozocoautla, sostiene que la Sima de las Cotorras, Laguna Bélgica y la cascada el Aguacero, son sitios conocidos a nivel nacional e internacional, a los cuales, aseguró, les falta mayor difusión.

Ante esta problemática, la actual administración busca invertir en este sector y crecer, ya que mensualmente el sitio registra como visitantes a dos mil personas, mientras que en temporadas vacacionales la afluencia es mayor.

Destacó que la prioridad es pavimentar el acceso a los sitios naturales, por lo que se requiere de una inversión tripartita entre recursos municipales, estatales y federales.



PARA HACER MÁS EJERCICIO



Otra de las bellezas es la cascada el Aguacero, que se ubica a 25 kilómetros al poniente de la cabecera municipal de Coita, recorriendo 11 kilómetros por la carretera federal 190, hasta el entronque con la desviación a la derecha con dirección a la cascada, cerca del poblado de Rafael Zorrilla; dicho recorrido se cubre en un tiempo de 20 minutos.

El Aguacero se encuentra dentro de la Reserva de la Biosfera Selva El Ocote, en la cual también se localiza el río La Venta, que por sus grandes paredes rocosas se vuelve impresionante ante la mirada del público, misma que se puede apreciar al bajar la casada por una escalera de concreto con alrededor de 700 gradas, por lo que es necesario tener buena condición física.

El nivel del afluente es bajo así que se puede nadar. Las actividades que se pueden realizar son el turismo de aventura y el ecoturismo, así como ejercitar el excursionismo, campismo, alpinismo, incluso el ciclismo de montaña.