El Sol de Puebla
Puebla, Mex. I
Policía     .
Investigan presunta negligencia médica en San Alejandro



EL pequeño,que nació el pasado 3 de mayo, falleció la madrugada de ayer. FOTO ARCHVO
El Sol de Puebla
10 de mayo de 2013

   

por Joel Arcega

Por la muerte en extrañas circunstancias de un recién nacido en el hospital de San Alejandro, perteneciente al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), las autoridades ministeriales realizarán una exhaustiva investigación por una probable negligencia médica.

De acuerdo a los datos recabados se sabe que el menor fallecido, llegó a este mundo el pasado 3 de mayo, cuando su madre Paola Rodríguez Roldán, de 20 años de edad, dio a luz al interior del Hospital Regional Número 36 mejor conocido como San Alejandro.

Tras el alumbramiento, ni la madre ni los familiares pudieron ver al bebé, incluso al día siguiente también les fue negado, por lo que insistieron con mayor energía y sólo así los médicos les permitieron tener contacto visual con el menor, notando que el pequeño "Ramírez Roldan" -registrado con los apellidos de su madre-, presentaba lesiones como raspaduras y aparentes golpes en diferentes partes del cuerpo.

Por estos hechos, los familiares supusieron que el bebé se les había caído a los empleados del nosocomio y acudieron ante las autoridades ministeriales a interponer una denuncia por negligencia médica, iniciándose la averiguación previa número 2150/2013 en la delegación Norte.

Desafortunadamente, ayer al filo de las 5:00 horas el pequeño perdió la vida, por lo que los padres no dudaron en denunciar ante las autoridades ministeriales que llegaron a tomar conocimiento de los hechos, que ya había antecedentes de lo ocurrido días antes, con la denuncia que presentaron.

Tras realizar la autopsia de ley al menor, el médico legista confirmó que presentaba ciertas lesiones, pero que éstas al parecer no fueron ocasionadas en una caída, sino podrían haber sido ocasionadas con la utilización de una herramienta médica denominada "Forceps", -pinzas con las cuales hace años se sustraía al menor del vientre de la madre-, la cual está prohibida su uso en este hospital.

Aunque el levantamiento de cadáver se asentó bajo la constancia de hechos número 204/2013 en la Agencia Especializada en la Investigación de Homicidios, el fiscal emprenderá las investigaciones de rigor, sin descartar que se pueda llegar a detectar la presunta negligencia médica, lo cual los llevaría a ejercer acción legal en contra del o los responsables.