El Sol de Puebla
Puebla, Mex. I
Policía     .
Recibe Locatel en promedio 10 reportes de personas desaparecidas

LOS REPORTES se pueden notificar en la 17 Sur y 17 Poniente, o bien al teléfono 2 37 72 37, y vía celular de Telcel al 119, sin costo alguno. Foto Héctor González
El Sol de Puebla
4 de octubre de 2012

   

* La titular de este servicio pide se evite marcar para divertirse o hacer bromas

por Víctor Gutiérrez

El servicio de emergencia para la localización de personas desaparecidas, Locatel, herramienta básica y auxiliar para dar con el paradero de gente extraviada, que es dependiente de la Procuraduría General de Justicia, PGJ, recibe al día un promedio de hasta 10 llamadas, reveló en entrevista Miriam Itzel Chávez Gómez, directora de Protección a Víctimas del Delito y Servicio a la Comunidad.

La titular de esta instancia destacó que "Locatel" es un servicio que presta la PGJ, en el cual se puede atender el reporte de las personas de las cuales no se sabe su paradero, mismo que se hace por lo general vía telefónica, cuyo número en Puebla es el 2 37 72 37, y vía celular para los usuarios o clientes de Telcel, a través del número 119, sin costo alguno.

Locatel funciona las 24 horas, los 365 días del año y aunque esta instancia cuenta con una persona por turno, Miriam Itzel aseguró que es suficiente el personal para atender las solicitudes que ingresan, ya que éstas no pasan más allá de 10 llamadas por día, "hay días en que sólo registramos de una a tres y máximo 10 llamadas", explicó.

La encargada de este servicio de la PGJ reconoció que de las llamadas que llegan a recibir, hay varias que son bromas, pero por fortuna son las menos, no obstante consideró oportuno hacer un llamado a los ciudadanos para que no den mal uso de este servicio, pues dijo, hay gente que sí lo requiere.

De la operación de este servicio, Miriam Itzel Chávez explicó que desde el momento en que se genera la llamada, se solicita el nombre completo de la persona desaparecida para que éste se pase a través de una base de datos que está conectado a diversas instituciones como son hospitales públicos, agencias del Ministerio Público y el Servicio Médico Forense, Semefo, con la finalidad de descartar que el extraviado se ubique en alguno de estos sitios, ya sea porque tuvo un accidente y fue hospitalizado, o porque se encuentra detenido por alguna razón y, finalmente, porque sufrió un percance y perdió la vida y la Semefo consignó ya su caso.

Para hacer más eficaz el servicio, agregó la funcionaria, hay datos que se le solicitan a quien hace la llamada para darle seguimiento a su solicitud, "muchas veces cuando se recibe una llamada para reportar a una persona desaparecida, siempre se les pide un número al cual comunicarse con ellos, con la única finalidad de darle seguimiento a su solicitud, ya que sabemos que hay mucha gente que, por desgracia, no nos reporta que la persona que estaban buscando ya fue localizada o regresó por sus propios medios, pues nosotros seguimos emitiendo datos a las diferentes instancias para saber si hay alguna novedad, en caso de que ésta no haya aparecido aún, entonces se sigue el rastreo de la misma en dichos lugares", explicó.

"Además de que se les pide el nombre completo de la persona que buscan, se les solicita también otros datos, como son sus rasgos físicos, tipo de ropa que llevaba puesta, lugar en que fue vista por última vez, entre otros, ya que la experiencia nos indica que hay personas que son ingresadas a los hospitales o las agencias del Ministerio Público o a la morgue que se encuentran como desconocidas, pero que pueden ser identificadas por las características que dieron", refirió la directora de Atención a Víctimas del Delito al tiempo de señalar que se trata de obtener la mayor cantidad de datos que permitan dar con el paradero de la persona extraviada.

Sin embargo, Chávez Gómez dejó en claro que en el momento que se hace una llamada y se toma el reporte de la persona desaparecida, la operadora pregunta qué tiempo ha pasado desde la última vez que lo vieron, pues mencionó que hay gente que habla cuando han transcurrido hasta tres días de que el sujeto en cuestión se perdió, por decir algo, recomendando en esos instantes y en caso de que no la hayan hecho a que acudan a presentar una constancia de hechos ante el agente del Ministerio Público, con la finalidad de que la autoridad competente contemple el caso como una prioridad y se den a la tarea de iniciar una investigación.

Al ser cuestionada sobre la cantidad de personas que en Puebla capital se llegan a extraviar, Miriam Itzel puntualizó que "Locatel no tiene la facultad para declarar de manera legal a una de éstas como desaparecida, ya que son otras las instancias las encargadas de determinar eso, como es el propio Ministerio Público", pues abundó que para ese clase de sentencias se deben seguir determinados protocolos y criterios legales que sólo esa autoridad tiene, por lo que la encargada de este sistema de localización rechazó hablar de cifras en relación a cuántas personas suelen extraviarse al día en la ciudad de Puebla.

"Son números que nosotros no llevamos, pues eso compete a la instancia que hacen la declaratoria legal de una persona como desaparecida, por lo que desconocemos cuántas se pierden al día, qué edad tienen, cuántas de ellas son pues menores de edad o ya adultas o de la tercera edad, tampoco manejamos las causales por las que se extraviaron, si porque alguien las secuestró, se perdieron en alguna parte con concentración masiva de personas, si abandonaron sus hogares por motivos personales, o porque simplemente fallecieron por alguna causa, nosotros sólo emitimos un rastreo de esas personas y un seguimiento hasta agotar las instancias necesarias y después se les recomienda a los familiares o amigos presentar su denuncia correspondiente para que sean otros los que den con su paradero mediante una investigación".

En ese mismo tenor, señaló que una llamada puede durar hasta 10 minutos dependiendo de los datos que proporcione el solicitante, que incluya rasgos físicos con señas particulares, lugar donde se le vio por última vez, tipo de vestimenta, si estaba acompañado o solo, entre otros que permitan dar con su paradero.

Lo esencial, aclaró Miriam Itzel es que "Locatel" es un servicio que ayuda a la gente a buscar a las personas en los sitios donde quizá no han buscado o se les complica hacerlo, al ir de un lugar a otro, ya que con una simple llamada y dando el nombre completo del extraviado, éste se empieza a buscar de manera automática en las instancias antes descritas, lo que coadyuva a encaminar los esfuerzos de la familia en la búsqueda de sus consanguíneos o amigos, agotando todas las instancias necesarias hasta que se requiera pasar a otro nivel o etapa, que es ya la denuncia formal.

Lo importante de este servicio, dijo Chávez Gómez, es que la gente se sienta apoyada desde el momento en que habla, y se mantenga en constante comunicación o que permita que se le pueda hablar para establecer un mecanismo de seguimiento a su caso hasta que sea necesario, esto es, "si el solicitante lo desea puede hablar al día siguiente u horas más tarde a su primera llamada para preguntar si hay algún avance o novedad en la búsqueda de su familiar, eso permite mantenerlo al tanto de lo que pueda suceder en las siguientes horas a su reporte de acuerdo a la información que vayan subiendo a la base de datos los hospitales, las agencias del Ministerio Público y el Servicio Médico Forense.