Parral
Adolescentes, presa de las drogas
HAY en México 4.8 millones de adictos.
Mariguana, cocaína, alcohol y tabaco
El Sol de Parral
27 de febrero de 2010

Por Fernando Reyes



Parral, Chih..- El 30 por ciento de los adolescentes -entre los 12 y 17 años- han probado o ya son adictos a la mariguana y a la cocaína, así como a "drogas sociales", tales como alcohol y tabaco en nuestra ciudad, de acuerdo a estadísticas del CONADIC.

En un afán de prevenir esta situación, se cuenta ya con un Centro de Atención Primaria de Adicciones (CAPAS), donde jóvenes con esta problemática serán atendidos por psicólogos y trabajadores sociales. Cabe señalar que también Guadalupe y Calvo tiene ya un centro similar.

En entrevista con el doctor Álvaro Alonso Valenzuela Grajeda, titular de la Jurisdicción Sanitaria III, dio a conocer que en Parral el 30 por ciento de los adolescentes --entre 12 y 17 años--, han probado por lo menos una vez o incluso ya son adictos a sustancias como la mariguana y la cocaína, además de las llamadas "drogas sociales", alcohol y tabaco en la misma proporción.

Lo anterior, en base a encuestas a cargo del Consejo Nacional Contra las Adicciones, que a nivel nacional han determinado que entre el 20 y el 40 por ciento de los adolescentes en las edades ya citadas, han probado o son adictos a algún tipo de droga; ya sea que la prueben una vez o continúen su consumo.

A manera de prevención, indicó que ya tienen en Parral un Centro de Atención Primaria de Adicciones (CAPAS) o Centro Nueva Vida, el cual está ubicado en la colonia PRI, cerca del mercado de abastos.

Recalcó que se trata de un centro de prevención, mas no de rehabilitación, el cual estará atendido por alrededor de nueve elementos entre médicos, trabajadores sociales, psicólogos y personal administrativo.

De la misma manera un centro similar abrió sus puertas en Guadalupe y Calvo; ambas instituciones persiguen el cometido de reducir este grave problema de salud pública por medio de la atención individual o grupal de los jóvenes que tengan este tipo de problemática, que a la larga, afecta no sólo su vida personal sino la de sus seres queridos.