Opinión / Columna
 
Derecho Familiar 
Julián Güitrón Fuentevilla 
¡Los derechos humanos y las pensiones ridículas para las personas de la tercera edad!
Organización Editorial Mexicana
29 de abril de 2012

  - Vea a Rosa María Álvarez de Lara y a Leoncio Lara Sáenz en el Canal Judicial, discutiendo sobre este tema

* Reflexiones

Las personas de la tercera edad, que actualmente en México, suman más de doce millones y se prevé que para el año 2025, esta cifra aumente considerablemente, permanentemente son maltratadas por la ley y por ciertos sectores de la población, que en muchos casos ven a esos seres, con desprecio, lástima y en algunos casos con repudio, por haber llegado a una edad en la que minan los esfuerzos; van perdiendo capacidades intelectuales y en un momento dado, se les ubica como personas que resultan un estorbo y como ocurre con tantos ancianitos, se avergüenzan de ellos y los abandonan a su suerte o simplemente los olvidan.

* ¿Por qué se pagan pensiones miserables a quienes han llegado a la tercera edad?

El tema central de este artículo, se enfoca a destacar los motivos, si los hay, o las razones, que según el Estado -Gobierno Federal, Estatales y Municipales- se le otorgan a los adultos mayores, ancianos, viejos o personas de la tercera edad, pensiones ridículas, sin considerar que aquéllas, le han dado lo mejor de su vida, de su juventud, de sus fuerzas y de su edad madura, a las diferentes instituciones de muy diversa índole, que hay en México y que ellos han contribuido a que las mismas sigan siendo el sostén básico de la sociedad y del Estado

* Los ancianos merecen tener una vida mejor

Resulta criticable y no hay razones que justifiquen la conducta del Estado, su determinación devolverle al trabajador o a quien se ha desempeñado con lealtad y entrega a su trabajo, migajas, limosnas, lo elemental para sobrevivir, sin que haya verdaderas razones, como no sean los malos cálculos fiscales del Estado, para que a las mismas; verbigracia, al retirarse, al jubilarse o pensionarse, no se les otorgue una cantidad decorosa, para tener una existencia digna y sobretodo, que lo mejor de su vida se lo entregaron al Estado.

* ¿Para qué sirven los actuales derechos humanos, respecto a la vejez?

Por más que se busque, no hay razones para condenar de esa manera a los ancianos. Aquí cabe preguntarse, para qué sirven los actuales Derechos Humanos, referidos a la tercera edad, si no se procura que en el ejercicio de aquellos, reciban un tratamiento diferente; a esto hay que agregar, que las personas de la tercera edad en México, son vilipendiadas y maltratadas de palabra y obra.

* No hay políticas públicas

Usted cree, distinguido lector, que haya políticas públicas adecuadas para resolver los graves problemas de la vejez; para nosotros, no existen aquéllas, que desde la planeación del retiro de las personas, deberían ser motivo de propuesta y reflexión, para que no ocurra lo que hoy resulta una paradoja, porque al aumentar el promedio de vida de los mexicanos, quienes han rebasado los sesenta años de edad, pondrán en apuros al sistema fiscal mexicano, porque aumentó la longevidad, pero también los malestares a la gente.

* ¿Para quién es más grave la vejez, para las mujeres o los hombres?

Otro cuestionamiento, es preguntarse si en realidad en México, existe una cultura familiar que procure el bienestar de las personas de la tercera edad; lo que hay que agregar, para quién es más grave la vejez, para las mujeres o para los hombres.

* La pensión de retiro debe ser con el 100 por ciento del sueldo que devengan en ese momento

En esta breve introducción al tema, debemos dejar muy claro, que nuestra posición es a favor de que las pensiones de retiro, que se otorguen a quienes tienen derecho a ellas, sea con el último sueldo percibido; con las prestaciones que siendo miembros activos se les daban y sobretodo, mantenerles las pólizas de seguros de gastos médicos mayores, porque es a partir de los sesenta, setenta o más años de edad, cuando los viejos -sin ánimo peyorativo- cuando los hombres y mujeres que están en esa situación, necesitan que la sociedad, el Estado, la propia familia, les den lo que merecen para continuar con una vida digna y decorosa. No hay razón que valga, para que el Estado o las instituciones, por ejemplo, de educación superior, públicas o privadas, no jubilen a sus docentes con el último sueldo y prestaciones que ellos se han ganado, a las que tienen derecho y sin embargo, el Estado, con la imposición que hace de sus normas, les quita de la boca ese sustento y los manda a un rincón, como muebles viejos, a vivir en malas condiciones, el tiempo que les quede de existencia.

* ¡Los derechos humanos y las pensiones ridículas para las personas de la tercera edad!

Es indudable, que las respuestas a esta gran problemática, deben encontrarse en la ley y sobretodo en los Derechos Humanos, que ya no como moda, sino como acción permanente e institucionalizada, deben velar por todas las personas, especialmente las de la tercera edad. En junio del 2011, el Senado de la República Mexicana, propuso y aprobó, una serie de modificaciones a su articulado, que inspirados en los Tratados Internacionales de la materia, le han dado un giro de ciento ochenta grados a la materia constitucional, que específicamente involucra a los de la tercera edad, que como decíamos, merecen y los Derechos Humanos deben ocuparse de ellos, otorgarles las mismas garantías, cantidades y elementos materiales e intelectuales, para seguir gozando de una vida, cuando menos igual a la que tenían, cuando trabajaban al cien por ciento y tenían una capacidad productiva total. Empero, nosotros cuestionamos que los Derechos Humanos, han hecho poco o nada, respecto a las condiciones de las personas, hombres y mujeres, de la tercera edad.

* Vea a Rosa María Álvarez de Lara y a Leoncio Lara Sáenz en el Canal Judicial, discutiendo sobre este tema

Los profesores supracitados, son dos distinguidos investigadores especialistas en el tema, del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México. Ellos, a quienes usted podrá ver y escuchar el lunes 30 de abril de las 8:00 a las 9:00 ó de las 20:00 a las 21:00 horas y el sábado 5 de mayo de las 19:00 a las 20:00 horas, en la proyección de Cablevisión 112, Sky 639, Dish 731 y por internet a nivel internacional en www.scjn.gob.mx discutiendo, reflexionando, exponiendo sus tesis, sus conocimientos, sobre la tercera edad, las pensiones de retiro; ejemplos de maltrato a los adultos mayores y sobretodo, las propuestas positivas, para beneficiar a este importante sector de la población mexicana. Por momentos, la rica temática, fue objeto de polémica y en mi calidad de conductor y responsable del programa "Derecho Familiar", fui acotando las diferentes expresiones, para llegar a conclusiones positivas y especialmente sugerencias a los tres niveles de Gobierno, para ocuparse más y preocuparse de los adultos mayores, que indiscutiblemente no tienen en la sociedad mexicana, ni en la familia, el lugar que se han ganado, el que merecen, el que día a día con su trabajo cotidiano, deberían tenerlo como un ahorro y no como el Estado ha dispuesto, que no hay indicios ni señales, que apunten a favor de los viejos y viejas de este país.

* Diagnósticos jurídicos adecuados a la problemática

Por la trascendencia del tema y procurando que a pesar del alto nivel de los participantes, el Programa lleva diagnósticos jurídicos verdaderos; pronósticos que deben considerarse para mejorar las condiciones de vida de las personas de la tercera edad; que así procuramos que ocurra siempre en el Programa de Derecho Familiar, llegue a la teleaudiencia y en un momento dado, a quienes nos hacen el honor de leer esta columna, con expresiones claras, llanas, objetivas, que cualquier persona asimile, aun cuando no posea la ciencia del Derecho. Por ello, para motivarlo a usted más todavía, a continuación enumero las interrogantes, las preguntas, los cuestionamientos, formulados a los distinguidos profesores, Rosa María Álvarez de Lara y Leoncio Lara Sáenz, en el citado Programa.

* Cuestionamientos

1.- ¿Por qué se otorgan pensiones ridículas para personas de la tercera edad por parte de las instituciones de seguridad social del Gobierno Federal?

2.- ¿Para qué sirven los actuales Derechos Humanos, referidos a la tercera edad?

3.- ¿Cuál es la situación de las personas de la tercera edad en México?

4.- ¿Existen políticas públicas adecuadas para resolver los graves problemas de la vejez?

5.- ¿A quién le preocupan las viejas y viejos en México?

6.- ¿Cuántos millones de éstos hay en el país?

7.- ¿Es el nuestro, un país de viejos?

8.- ¿Hay cultura familiar, que procure el bienestar de las personas de la tercera edad?

9.- ¿Para quién es más grave la vejez, para las mujeres o para los hombres?

10.- ¿Qué significa ser viejo?

11.- ¿Es la edad un estado de ánimo?

12.- ¿Cuándo se considera vieja a una persona?

13.- ¿Estamos desperdiciando lo mejor de los adultos mayores al retirarlos de la vida productiva?

14.- ¿Cómo debe tratarse la violencia familiar, la de los Derechos Humanos, el maltrato familiar, dejar de ganar dinero; perder la salud o caer en estado de discapacidad, que cotidianamente se realiza dentro de las diferentes clases de familia que habitan en México?
 
Columnas anteriores
Columnas anteriores
Cartones
Columnas