Policiaca
Tragedia en Loma Bonita
Arath Jiménez, de 11 años de edad era boxeador infantil. Foto: El Sol de Mazatlán.
El Sol de Mazatlán
29 de septiembre de 2013

Juan Manuel García

Mazatlán, Sinaloa.- El aparente descuido de los padres provocó una verdadera tragedia en la colonia Loma Bonita, al morir un niño de 11 años, en el fondo de una criba.

Trascendió que el menor estaba desaparecido desde las 4:00 de la tarde del viernes, cuando salió de su casa en una bicicleta, supuestamente a la colonia Rincón de Urías, en compañía de tres amigos más grandes.

Su madre, al ver que no regresaba a su casa, empezó a buscarlo, al caer la noche y con la ayuda de los vecinos.

En medio del aguacero, se formaron cuadrillas de señoras buscando en el monte, por el cerro, pero con resultados infructuosos.

Fue hasta ayer en la mañana cuando unos chamacos que se sumaron a la búsqueda, encontraron la ropa y metros adelante el cuerpo de Arath, flotando en la "piedrera" por lo que dieron aviso a sus padres y estos a su vez a las autoridades.

El inicio del drama

De acuerdo con la narración de los vecinos de la calle Jazmín -donde vivía el pequeño- fue como a las 16:00 horas, cuando el niño salió en su bici, en compañía de tres amigos de él, más grandes.

Pero alrededor de las 8:00 de la noche, los tres chamacos regresaron, pero sin Arath.

Fue entonces cuando inició la búsqueda. Los menores mintieron al asegurar que el niño había sido "levantado" en una camioneta negra.

Dieron parte a la Policía y dos patrullas se sumaron a la búsqueda.

Después de la investigación, llegaron a la conclusión de que Arath no había sido raptado.

La búsqueda continuó toda la noche, pero en ningún momento los padres pidieron auxilio ni dieron aviso a C-4 o a Protección Civil, según lo que comentó ayer a este diario, Oscar Osuna Tirado, coordinador municipal de este cuerpo de auxilio y quien encabezó el operativo del rescate del cuerpo.

"Evidentemente estamos frente a un caso muy lamentable y que ocurre, desgraciadamente lo tenemos que reconocer, por el descuido de los padres", dijo.

Se arremolinan los curiosos

En cuanto se tuvieron noticias del hallazgo de Arath, un mundo de gente de Loma Bonita, se arremolinó en el lugar, por lo que fueron apercibidos duramente por policías y por personal de Protección Civil, para que los dejaran trabajar, al igual que al Ministerio Público.

Una camioneta de la Funeraria Moreh recogió el cadáver para posteriormente ser entregado a los padres.

Los tres chamacos, pieza clave en la investigación

Cabe mencionar que los tres supuestos amigos con los que Arath se fue a bañar a la "piedrera", son hoy pieza clave para el Ministerio Público.

1.- ¿Por qué mintieron al decir que Arath había sido "levantado" por una camioneta negra?

2.- ¿Por qué no apareció la bicicleta de Arath en el mismo lugar en donde se encontró la ropa y el cuerpo. Quién se quedó con la bicicleta?

Son algunas interrogantes que habrá de plantearse el MP que abrió la averiguación del caso.

Hijo de un exagente del MP de la PGJR

Arath Jiménez, de 11 años de edad, boxeador infantil, hijo del licenciado José Cruz Jiménez, exagente del Ministerio Público del Fuero Común hace algunos años en esta ciudad.

Arath, con

futuro en el box

Inquieto como muchos niños de colonia popular, Arath era, a su corta edad, todo un aficionado al deporte de los puños.

Cuentan que entrenaba con mucha dedicación y empeño en el gimnasio de box y lucha, ubicado en la colonia Lomas del Ébano.

Era muy conocido y querido. Tenía futuro en el box y soñaba con ser, algún día, peleador profesional.

La comunidad deportista de ese sector de la ciudad, a donde concurren todos los días boxeadores, luchadores y futbolistas, exigen que se investigue la extraña muerte de Arath Jiménez.