Policiaca
Maestra de Inglés e Hija, Asesinadas
Las mujeres habían desaparecido desde el 22 de enero pasado.
El Sol de Mazatlán
15 de febrero de 2012

Redacción

Los Mochis, Ahome, Sinaloa.- En avanzado estado de putrefacción, en solitario paraje de la zona semi-árida cercana al poblado La Guásima, Municipio de El Fuerte, fueron encontrados los cuerpos sin vida de una maestra de inglés y su hija.

Las mujeres habían sido reportadas como desaparecidas desde el pasado 22 de enero.

De acuerdo a los datos obtenidos en el lugar en el que fueron localizadas, desde el lunes anterior se tenía conocimiento de la presencia de dos cuerpos en esa zona distante unos tres kilómetros hacia el sur de la carretera San Blas-Ocoroni, en las inmediaciones de La Guásima.

Los cadáveres estaban entre el monte, a unos 100 metros del camino de terracería que comunica el poblado citado con Cerrillos Número Uno.

En el mismo lugar se logró la identificación de las féminas. Una de ellas se llamaba Amalia Ramírez de Dios, contaba con 42 años de edad y tenía su residencia en el ejido 20 de Noviembre Viejo.

Su hija, Ivonne Saucedo Ramírez, contaba con 22 años. Se desempeñaba como maestra de inglés.

La familia estuvo residiendo durante varios años en la ciudad de Los Angeles, California. La madre había obtenido la nacionalidad estadounidense y la joven nació en el vecino país.o hacía mucho tiempo retornaron a la región y se establecieron en el ejido 20 de Noviembre Viejo.

Fue el día 21 de enero cuando fueron vistas por última vez por sus familiares. Iban al parecer a recoger a otra integrante de la familia a bordo de un automóvil Ford Focus negro, modelo 2004 con placas de California.

Al desplazarse por el boulevard Justicia Social fueron privadas de la libertad por tipos armados.

El día de ayer sus cuerpos fueron localizados en el espeso monte, pero según los datos, ya se tenía conocimiento previo de su presencia, pues en reiteradas ocasiones se había hablado en la zona de que había "unos muertos" en esa área.

Sin embargo, al parecer por miedo, nadie se atrevía a ponerlo en conocimiento de las autoridades, hasta que el lunes alguien dio aviso de que los cadáveres estaban a la orilla del camino entre Cerritos Uno y La Guásima, "cerca de unas cruces".

La búsqueda se inició pero el lunes no hubo éxito. Participaron incluso familiares de las mujeres.

No fue hasta ayer, entre las 11:00 y las 12.00 horas que finalmente fueron localizadas. Los cuerpos estaban distantes unos metros entre sí.

En el lugar las autoridades no encontraron cascajos de bala, lo que hace presumir que sólo arrojaron los cadáveres en ese lugar.

Se espera que las autopsias proporcionen elementos para determinar cómo fueron asesinadas.