Opinión / Columna
 
Ezequiel Soto Martínez  
MONUMENTO AL MAESTRO
El Sol de Irapuato
30 de diciembre de 2010

  EZEQUIEL SOTO MARTÍNEZ*

MONUMENTO AL MAESTRO

Maestro... ¿Dónde, dónde está el monumento que el pueblo y el gobierno en tu honor han levantado? ¿Dónde... dónde está el monumento? Si fueras coronel y trajeras tu fusil colgado al hombro, te pondrían cien medallas por cada ser humano asesinado... Serías un héroe nacional. Harían tu efigie en mármol, bronce u oro y un escrito que a la letra así dijera: "Salve... Oh mártir, que cubriste con decoro las armas nacionales en todas las trincheras".

Maestro... tú que libras a diario, batalla tras batalla, sin ruidos de fusiles, sin fuegos de metralla... tienes que esperar medio siglo a que pongan en tu escuálida mano, la famosa medalla Altamirano. Una sola... Maestro, una sola... No mereces más; pues tu espada es de grafito, de gis y de pizarra...

Así inició, declamando magistralmente, Francisco Licea Montiel, regidor e impulsor del monumento al maestro en la capital del estado, en el evento cultural que el Consejo Municipal de Participación Social en la Educación organizó. Como municipio, Guanajuato se suma a San Francisco del Rincón, Salamanca y Silao en tener un monumento al maestro. Cabe señalar que en la sección 45 del SNTE existe ya un monumento al educador.

Al inicio del programa la maestra Nelly Soto, representante personal del secretario general de la sección 45 del SNTE, dirigió emotivas palabras evocando sus primeros años de alumna en el sistema educativo estatal y refrendó el cariño que guarda a su maestra de aquellos años, presente en la ceremonia.

Enseguida el Ballet Folclórico formado por maestros jubilados, bajo la dirección del profesor Fortino Ixta Rangel, presentó, con soltura y agilidad, bailables representativos de las regiones de Jalisco y Tamaulipas. Por su parte, la declamadora Esther Baltasar Ramírez, docente de la Escuela Secundaria Técnica No. 52, recitó "Maestrito de Pueblo" poema que arrancó muchos aplausos por el mensaje que encierra y la magnífica interpretación.

La solemnidad no fue obstáculo para que aflorara la emotividad por la entrega de una réplica en pequeño, del monumento a seis extraordinarias maestras que cumplieron -y están cumpliendo bien- 50 años de labor ininterrumpida. A mi compañera sindicalista de corazón, Aída Luz Fonseca García; a las guanajuatenses distinguidas, las hermanitas Dorado Torres: Raquel, Estela y Martha Sofía; a Juanita Rangel Hernández y a María Teresa Guerrero Martínez. Ellas son ejemplo de profesionalismo, entrega desinteresada y amor a los niños. Además, afirmo categórico, son dignas de ser imitadas por las nuevas generaciones de profesores.

Para finalizar, el maestro Leonardo Flores Miranda, delegado de educación, a nombre del gobernador del estado, dirigió un mensaje inspirándose en el relato del periodista Alberto Domingo, relativo a los maestros del pueblo judío en la segunda guerra mundial.

El conjunto escultórico lo integran, una maestra de pie, mirando hacia el horizonte de un mejor mañana. En su mano izquierda tiene un libro, la diestra está sobre el hombro de su alumno. El niño tiene la mano derecha sobre su corazón y en su mano izquierda un libro, significando la gratitud al recibir la ciencia, el arte y la cultura de su maestra.

Hace diez años, en la sección 13, sugerí que el monumento al maestro se levantara en la "y" griega formada por la avenida Euquerio Guerrero y la que va a Puentecillas. Por lo tanto, el monumento quedaría entre las secciones 13 y 45 del SNTE y la SEG, pero sobre todo tendría mayor visibilidad, luciría más y contaría con amplio espacio para las conmemoraciones. Por falta de tiempo no cuajó la propuesta.

El monumento al maestro quedó ubicado en las escalinatas de la entrada a la Benemérita y Centenaria Escuela Normal Oficial de Guanajuato. Lamentablemente cubre una placa conmemorativa de la misma institución. ¿No se darían cuenta los que lo colocaron? ¿Ni las autoridades? *SUPERVISOR DE LA ZONA No. 10 DE ESCUELAS SECUNDARIAS TÉCNICAS.


 
Columnas anteriores
Columnas anteriores
Cartones
Columnas