Hidalgo
Secuestrada y victimada
Imagen de Verónica Beatriz Roldán Flores, de 33 años, originaria de Emiliano Zapata. Fue secuestrada y victimada. Su cuerpo fue encontrado en Tlaxcala. Foto: El Sol de Hidalgo.
El Sol de Hidalgo
13 de marzo de 2013

Por La Redacción

Emiliano Zapata, Hidalgo.- De la manera más cruel, una joven mujer, originaria de este municipio del Altiplano Hidalguense, fue raptada y privada de la vida en el estado vecino de Tlaxcala, donde su cuerpo fue encontrado calcinado, luego de varios días de buscarla sus familiares, quienes, desesperados, pidieron la intervención de las autoridades de esa entidad federativa.

El lamentable acontecimiento ocurrió el pasado 26 de febrero, cuando la víctima, que en vida respondía al nombre de Verónica Beatriz Roldán Flores, de 33 años, salió de su domicilio situado en la cabecera municipal de Emiliano Zapata y se dirigió al municipio de Calpulalpan, Tlaxcala, con la intención de realizar un retiro de dinero en efectivo de una sucursal HSBC.

A partir de esa fecha, señalaron sus familiares, quienes con su pesar a cuestas amablemente accedieron a proporcionar esta información a El Sol de Hidalgo, no volvieron a saber más de ella, sólo un mensaje de texto que la mamá recibió, donde la víctima le avisaba que estaba en esa localidad para efectuar el trámite bancario antes mencionado, sin imaginarse que sería el último contacto que tuvieron con Beatriz.

Dos días después de ese martes 26, los familiares se enteraron sobre la desaparición de Verónica, enseguida de que su pareja sentimental, con quien actualmente vivía en unión libre, la fue a buscar a la casa de su mamá, pensando que ahí se hallaba, después de notar su ausencia en el domicilio que compartían.

De inmediato, indicaron los familiares, "comenzamos a buscarla en diferentes lugares que frecuentaba; al no localizarla, el viernes uno de este mes nos trasladamos a Calpulalpan, donde dimos parte a las autoridades ministeriales de esa jurisdicción a fin de que nos apoyaran en la localización de nuestro familiar".

Ese mismo día, mencionó la mamá de la infortunada mujer, quien decidió omitir su identidad por razones de seguridad, personal de la agencia del Ministerio Público adscrito a Calpulalpan le notificó del hallazgo del cuerpo de una persona del sexo femenino y probablemente se trataba de su hija, pues coincidía con las características proporcionadas.

"En el acto, me solicitaron pruebas de ADN a efecto de determinar si se trataba de Verónica", recordó la afligida madre, quien señaló que hasta que realizaron esa diligencia de rigor no le permitieron ver el cuerpo de la mujer encontrada, debido a lo impactante que sería para ella si se trataba de su hija, porque los restos estaban completamente calcinados.

Al siguiente, lunes cuatro del presente mes, las autoridades judiciales de Tlaxcala le permitieron a los familiares identificar el cuerpo de la víctima en las instalaciones del Servicio Médico Forense en la ciudad capital, donde se corroboró que, efectivamente, se trataba de Verónica, ya con la certeza de la prueba de sangre que le realizaron a los restos de la extinta.

Su progenitora relató que fue lo más doloroso que le haya sucedido en su vida, pero tenía que hacerlo para estar segura de que se trataba de su hija..

Por último, ese mismo día les entregaron el cuerpo que, de acuerdo con información proporcionada a los familiares por parte de la Procuraduría General de Justicia de esa entidad, fue localizado gracias a unos campesinos del municipio de La Españita, en unos terrenos de cultivo, mismos que informaron a la policía local que se movilizó hasta el sitio.

Así, personal de la Policía Investigadora de ese estado ya inició las indagatorias correspondientes del caso, poniéndose en contacto con los familiares para determinar algunas líneas de investigación que pudieran determinar el móvil de la desaparición y muerte de Verónica.

Por su parte, los familiares que aún efectúan el novenario que corresponde, poco a poco buscan la resignación de la tragedia y mencionan dejar en manos de Dios el castigo para quien o quienes cometieron este cobarde crimen que si está en las posibilidades de las autoridades policiales resolver, esperan y piden todo el peso de la ley para quienes lo perpetraron.