Sociales
Uno de los tesoros mundiales del cine, Sofía Loren
Sofía Loren
El Sol de Cuernavaca
15 de marzo de 2009

POR MARIA JOSE LASSO



Aunque nacida, Sofía Villani Scicolone, el 20 de septiembre de 1934, en un hospital de la ciudad de Roma, Italia, Sofia Loren creció con su madre, quien era maestra de piano y con su hermana en un ambiente muy pobre en los suburbios de Nápoles, lo que no le impidió convertirse con el tiempo en una de las más elegantes estrellas del cine mundial de los años 50 y 60.

Sofía, era hija de una madre soltera, de Romilda Villani, quien fue abandonada por su amante Ricardo Scicolone.

Sofía Loren comenzó su carrera en actuación a comienzos de la década de los 50´s, con pequeños papeles en películas italianas. En esos tiempos, actuó como extra junto con su madre en la película "Quo Vadis", que fue filmada en Roma.

Trabajó también como modelo en fotonovelas semanales acreditada como Sofía Villani o Sofia Lazzaro. Fue modelo en varios concursos de belleza, donde ganó varios premios y conoció a su futuro marido, Carlo Ponti, productor de películas, con quien se casó por poder en México el 17 de septiembre de 1957.

Este matrimonio en esos años protagonizó un escándalo internacional, ya que Ponti aún estaba oficialmente casado con su primera esposa Giuliana Fiastri, por lo que fue condenado en Italia por bigamia. Ambos trataron de mantener en secreto su relación, pese al interés despertado en la prensa, cuando los abogados de Ponti viajaron a México fue para tramitar el divorcio. Y se casaron nuevamente en 1966. Juntos tendrían dos hijos, Carlo Ponti Jr. y Edoardo Ponti.

Ponti falleció el 10 de enero del 2007, a los 94 años, en un hospital de Suiza, una de las últimas veces que se pudo ver a Sofía Loren y Carlo Ponti juntos, fue en el 2004, en la boda en Budapest de su hijo Carlo, director de la Orquesta Sinfónica de San Bernardino (California) con la joven violinista húngara Andrea Meszaros.

La carrera de Sofía Loren comenzó a despegar cuando conoció, en 1954, a Vittorio de Sica y Marcello Mastroianni. Al igual que a Claudia Cardinale, Gina Lollobrigida y Lucía Bosé, fue incluida en el grupo de bellezas italianas que aunaban picardía y emociones en las películas más amables del neorrealismo italiano. En cierta manera, la Loren era el reverso de Anna Magnani, que era menos bella y más desgarrada.

Sofía fue considerada el símbolo viviente de su país, pues encarnaba a la perfección la imagen de la italiana de rompe y rasga y como ya hemos comentado, se ha casado una sola vez, pero se le han atribuido romances extramatrimoniales como el que tuvo con Cary Grant.

En 1980, Sofía Loren tuvo el raro privilegio de actuar como ella misma y como su madre, en el filme biográfico para televisión. La película estaba basada en su libro autobiográfico titulado Sophia: su propia historia. Su nombre apareció en las portadas de todo el mundo en 1982, por razones extra artísticas, recibió una sentencia de cárcel de 18 días, por evasión fiscal.

Ya sesentona, Sofía Loren fue más selectiva en sus papeles y además, probó en otro tipo de negocios, publicando libros de cocina y publicitando gafas, joyería y perfumes. Fue la primer actriz en lanzar una fragancia propia. En 1991, la actriz recibió un Oscar Honorario por su contribución al mundo del cine, y fue declarada uno de los "Tesoros Mundiales del Cine".

En 2008, regresó a las grandes producciones de Hollywood participando en el rodaje de la película "Nine", adaptación de un musical de Broadway dirigida por Rob Marshall.

En la actualidad, desarrolla una importante actividad social, recorre el mundo como embajadora especial de la ONU en misiones humanitarias.