Córdoba
Conmemoración al voto femenino: IFE
El Sol de Córdoba
24 de septiembre de 2013

Alejandra Guzmán Pulido

Córdoba, Veracruz.- ABC Córdoba Radio formará parte de la conmemoración por los 60 años del voto de las mujeres en nuestro país, con la realización de un debate entre mujeres destacadas en el quehacer político local, convocado por el Instituto Federal Electoral.

Indalecio Gerónimo Santiago, vocal ejecutivo del 16 Distrito del IFE, refirió que lamentablemente México es un país que llegó tarde a la legalización del voto de las mujeres, en comparación con otras naciones como Estados Unidos e Inglaterra, donde la mujer pudo sufragar desde los inicios de 1900.

"Vamos a hacer en radio un minidebate en dos estaciones de radio, invitaremos a tres mujeres, entre ellas a la diputada local Paulina Muguira Marenco, también iremos a las universidades".

En este tenor, refirió que la próxima convocatoria del Servicio Profesional Electoral será dirigida únicamente a mujeres, para ocupar algunas de las 96 plazas que se ofertarán en todo el país, con lo cual el IFE busca disminuir la amplia brecha entre hombres y mujeres dentro del instituto.

El funcionario rememoró que el 17 de octubre de 1953 apareció en el Diario Oficial un decreto que permitió a las mujeres tener derecho a votar y ser votadas para puestos de elección popular, 11 días después de que el Congreso lo aprobara. Pero fue hasta 1955 cuando se vieron los efectos de este derecho, con las primeras candidatas postuladas.

"Antes de eso hubo una serie de hombres y mujeres que empujaron esta causa, como en 1917 la secretaria de Venustiano Carranza, quien fue una de las que impulsaron en el Congreso Constituyente que se le permitiera a la mujer votar, pero los diputados no lo consideraron. Luego en 1937, Lázaro Cárdenas intenta dar el voto a las mujeres, pero el Congreso lo niega; posteriormente viene Miguel Alemán Valdez quien logra el voto femenino pero sólo en las elecciones municipales".

Cabe señalar que Hermila Galindo, valiéndose de la generalización de los términos de la ley, se postuló como candidata a diputada en 1918, y a pesar de que se dijo que había obtenido la mayoría de los votos, el Colegio Electoral no se lo reconoció.

Ella sabía que eso sucedería, pero era la manera de desafiar, en los hechos, a la ley, y además mostrar a la opinión pública lo injusta que era esa situación para las mujeres, refiere Enriqueta Tuñón Pablos, en un artículo publicado en Dimensión Antropológica, Volumen No. 25 periodo año 2002.