Policiaca
Causa accidente escolta de José Abella
Gustavo Raúl Aguilar, presunto responsable de haber causado un accidente en donde resultó un lesionado, burlonamente ante policías se negaba a subirse a una patrulla.
El Sol de Córdoba
9 de marzo de 2012

Alejandro Herrera García

FOTOS: RODRIGO CARMONA

Córdoba, Veracruz.- Por conducir a exceso de velocidad, un escolta de José Abella García, provocó un aparatoso accidente en el bulevar Tratados de Córdoba, en donde el auto que manejaba lo impactó contra un poste de la Comisión Federal de Electricidad y como consecuencia causó lesiones a un elemento de la PGJ que viajaba en la unidad.

Este accidente ocurrió ayer al medio día cuando Gustavo Raúl Aguilar Cazares, de 35 años de edad y quien dijo ser escolta del empresario José Abella García, sobre la avenida 11 manejaba un auto Ford tipo Gran Marquis y con placas de circulación 836VRT del Distrito Federal.

De acuerdo a testigos que estuvieron a punto de ser atropellados por el chofer citado y que son trabajadores del ayuntamiento, dieron a conocer que el operador del carro Gran Marquis descendía a exceso de velocidad por la avenida 11 y al llegar a la calle 10 para reincorporarse al bulevar Tratados de Córdoba, perdió el control y tras subirse a la jardinera se impactó de manera aparatosa contra un poste de concreto de la C.F.E

Por el exceso de velocidad que manejaba el escolta del empresario cordobés, no le dio tiempo a frenar la unidad pues al momento de chocar contra el poste de concreto, lo derribó y causó mayor peligro al quedar a punto de caer el cableado de alta tensión.

Ante el aparatoso choque del carro Gran Marquis y en donde viajaba en los asientos traseros Alejandro Tapia García elemento de la Agencia Veracruzana de Investigaciones (AVI), asignado por el Gobierno del Estado a la custodia personal del empresario José Abella, al proyectarse hacia la parte frontal resultó con traumatismo de cráneo y probable lesión en la columna cervical.

Posteriormente paramédicos de la Cruz Roja que fueron informados del accidente asistieron al bulevar Tratados de Córdoba en donde procedieron a darle los primeros auxilios al elemento de la AVI, ya que tras ser inmovilizado de sus extremidades fue canalizado a un sanatorio para su atención médica.

Mientras tanto, policías municipales y agentes de la Dirección de Tránsito y Vialidad Municipal procedieron en contra de Gustavo Raúl Aguilar, quien inicialmente se negaba a las indicaciones de uniformados ya que se resistía a subirse a la patrulla aun cuando le habían indicado que era el procedimiento de ley al haber causado un lesionado y daños a la propiedad federal.

También fue necesaria la presencia de personal de la Unidad de Protección Civil de Córdoba ante el inminente peligro que causó este aparatoso accidente pues el poste de la CFE quedó derribado y los cables de alta tensión caerían al piso por donde caminaban peatones.

Finalmente el perito en turno de la dirección de vialidad, ordenó el remolque del auto particular a un corralón mientras procedería en contra del escolta del empresario José Abella, para que responsada por las lesiones que ocasionó al agente de la AVI y los destrozos a la CFE, ya que de lo contrario sería turnado ante el Ministerio Público.